,

Goya. Enamorado, Acusado y Rico. “Él estuvo enamorado”. Para ella tal vez solo fuera una provocadora y morbosa coquetería”.

image

Duquesa se Alba vestida de negro. 1797.

GOYA ENAMORADO

María Pilar Teresa Cayetana  de Silva Álvarez de Toledo y Silva Bazán. La Duquesa de Alba, es la mujer más retratada por el pintor, “él estuvo enamorado”, para ella tal vez solo fuera una provocadora y morbosa coquetería.

MARÍA TERESA murió, tenía solo 4o años. En julio de 1802 cuando se encontraba residiendo en su magnífico Palacio de Buenavista sito en la céntrica Calle del Barquillo de la capital de España. La Duquesa que era viuda falleció sin descendencia aunque adoptó a una niña negra llamada María de la Luz de la que misteriosamente se ha perdido el rastro.

¿DE QUE MURIÓ LA DUQUESA?

La causa de su muerte parece ser que fue un sincope, aunque claro; en la villa y corte corrieron muchos rumores y las lenguas de vencíndona divagaron ampliamente sobre el suceso; se chismorreó que podría haber sido envenenada y también, que la causa más probable habría sido una enfermedad de transmisión sexual. Nada de esto ha sido probado nunca. Un sincope del que  nunca se recuperó acabó con ella en poco más de un mes y sin haber recuperado la consciencia. María Tresa, murió en una situacion económica muy difícil pues tenía grandes deudas.

Nunca se ha podido demostrar que  Goya tuviera una relación amorosa con María Teresa, pero parece asegurado que el pintor  la amaba. Esto parece confirmarlo el retrato  “Duquesa de Alba vestida de negro” en la que la aristócrata, señala con el dedo el texto que tiene a sus pies y que reza… Solo Goya 1797

GOYA ACUSADO

En 1803 el pintor es investigado por la Santa Inquisición a la  que le interesa, su serie de grabados “Los Caprichos”. Así pues, La Compañía de la Cruz Verde los consideraba anticlericales y por supuesto inmorales, también miran con lupa “La Maja Desnuda” pues según decían era una impudicia que nadie debería contemplar. ¡Pasó miedo!…, le avisaron de que andaban tras él.

image

ENSAYOS. Estampa. Numero 60. De la serie “Los Caprichos”. 1799.

Nuestro genio se siente acosado por el santo tribunal, pero se le ocurre una solución ingeniosa, el astuto aragonés, se los quitará de encima cediéndo “Los Caprichos”, al Rey Carlos IV, Rey del que GOYA era Pintor de Cámara por lo que además  de la gratitud Real por el regalo, el pintor recibe  una renta de 1200 reales al año y además, y lo más importante, deja fuera de juego a los censores de la Santa Inquisición que como sabuesos sedientos de sangre y protagonismo andaban tras sus sordos pasos. ¡Una jugada maestra del genial pintor!

GOYA RICO

En la época en que vivió Francisco de Goya los pintores sobre todo realizaban retratos

El retrato estaba de moda y GOYA pintó muchos y ganó mucho dinero. ¡GOYA se hizo rico! Aparte de su sueldo de funcionario, el genial aragonés, tenía clientes muy poderosos y acaudalados que le pagaban muy bien por su trabajo, así pues, el artista se hizo con una buena fortuna que supo invertir convenientemente. Fue uno de los principales accionistas del Banco Nacional de San Carlos, precedente de lo que hoy conocemos como Banco de España.

Actualmente una serie completa de 80 grabados de “Los Caprichos” fue subastada en Nueva York por un millón de euros.

image

“La Duquesa de Alba vestida de negro”, detalle. Esta pintura fue realizada por Francisco de Goya, en 1797 en el Palacio del Coto de Doñana, propiedad de la DUQUESA DE ALBA, a la que siguió el pintor cuando esta enviudó. En la pintura, sobre la arena de la playa puede leerse… “Solo Goya 1797”. La Duquesa, lleva puesto en un dedo de la mano que señala esta leyenda, dos anillos yuxtapuestos con las palabras, “Alba”, en uno, y en el otro, “Goya”. Actualmente el cuadro se encuentra expuesto en La Hispanic Society de Nueva York.

Goya Enamorado, Acusado, y Rico. Tomás Bartolomé

Francisco de Goya. Goya. Pintura. Pintores.  Goya y la Duquesa de Alba. Goya Enamorado. Goya Rico. Mercado del Arte.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *