Entradas

,

“Cuando Narciso murió, el río de sus delicias se transformó de una copa de agua dulce en una copa de lágrimas saladas”

image

Foto, by TbArt

EL DISCÍPULO

Cuando Narciso murió, el río de sus delicias se transformó de una copa de agua dulce en una copa de lágrimas saladas, y las Oréades vinieron llorando por los bosques a cantar junto al río y a consolarle.

Y cuando vieron que el río habíase convertido de copa de agua dulce en copa de lágrimas saladas deshicieron los bucles verdes en sus cabelleras y gritaban al río y le decían:

-No nos extraña que le llores así. ¿Cómo no ibas a amar a Narciso con lo bello que era?

¿Pero Narciso era bello?

-¿Quién mejor que tú puede saberlo? -respondieron las Oréades- Nos despreciaba a nosotras, pero te cortejaba a ti, e inclinado sobre tus orillas, dejaba reposar sus ojos sobre ti, y contemplaba su belleza en el espejo de tus aguas.

Y el río contestó:

-Si amaba yo a Narciso, era porque, cuando inclinado en mis orillas, dejaba reposar sus ojos sobre mí, en el espejo de sus ojos veía reflejada yo mi propia belleza.

Oscar Wilde. El Discípulo. Cuando Narciso murió, el río de sus delicias se transformó de una copa de agua dulce en una copa de lágrimas saladas…

Foto, by TbArt

OSCAR WILDE. EL DISCÍPULO. NARCISO. BELLEZA. LITERATURA. ESCRITORES. NARCISISMO. NARCISISTA. WILDE

,

El Retrato de Dorian Gray. Oscar Wilde. Terror Gótico

EL TESORO DE BUBU. (2010). ALBERTO GARCÍA-ALIX

The Picture of Dorian Gray (El Retrato de Dorian Gray o El Cuadro de Dorian Gray). 1890. Oscar Wilde. Novela. Terror Gótico.

Glosa el valor intrínseco de la juventud y de la belleza.

Muestra la decadencia de una sociedad (la victoriana) enferma de cinismo, y aferrada a las formas, los convencionalismos, y la condena. La novela dio que hablar, en ella, existe una relación entre amigos, que deja entrever, algo más que una amistad, es así de esta manera, tristemente utilizada, en el juicio contra O W, (O. W. Es juzgado y condenado a 2 años de trabajos forzados por actos deshonestos), donde partes de la misma, son leídas públicamente en la celebración del horrible pleito, como prueba de la homosexualidad del escritor, un delito que entonces llevaba aparejado, un gemelo carcelario.

La novela, nos cuenta una historia llena de belleza, dañada de enfermas miasmas putrefactas. Las dos caras de una misma moneda, el Yin, y el Yang…

Un Pintor pinta un cuadro, que enseguida se revela como su obra cumbre, su obra maestra, mas no sabe que todos sufrirán por ello…, pagarán por ello un alto precio. En cuanto a las formas, todo comienza de una manera amena y elegante, todo paz y zen, mas estallará la tormenta repentinamente, y entonces lo podrido se podrá ver claramente, saldrá a la superficie, y es repugnante. Ni siquiera el bello y joven Dorian, el ufano retratado tan pagado de si mismo, percibe un mínimo presagio; así pues, sin hacer un juramento ni una petición formal, comenta, que daría lo que fuera por permanecer eternamente joven (Fausto se muestra pronto).

Dorian Gray, incluso llega a besar narciso, sus propios labios en la pintura del retrato aun fresco; donde cautivado, se mira en el manso lago, y absorto, observa su bello rostro, reflejado en el agua clara ¡Podía estarse así eternamente! Pero no… ¡Él necesita reconocimiento!

Personajes principales de la novela:

Basil Hallward, pintor y amigo de Dorian
Lord Henry Wotton, amigo crapula de Dorian y Hallward
Dorian Gray, protagonista de la novela.

El Pintor sabe que ha creado una gran obra maestra, y que este magnifico logro, se lo debe en gran parte a Dorian, entonces, en el salón de su casa, en la que también se encuentra su amigo lord Henry Wotton, enseña emocionado el cuadro aun reciente, a su amigo, a su joven y bello modelo… Veamos lo que sucede entonces.

EL RETRATO DE DORIAN GRAY. (Fragmento),

-¿No te gusta? -Exclamó Hallward al fin, un tanto herido por el silencio del muchacho y sin, entender lo que este hecho significaba.
Por supuesto que le gusta -dijo lord Henry-. ¿A quién no le gustaría? Es una de las cumbres del arte moderno. Te daré lo que me pidas por él. Tiene que ser mío.
-No es de mi propiedad, Harry.
-A quien pertenece?
-A Dorian por supuesto.
-Es alguien muy afortunado.
-¡Que triste es! -Murmuró Dorian con la vista aún clavada en su propio retrato-. ¡Que triste es! Me haré viejo, desagradable, y repulsivo. Pero este retrato seguirá siendo siempre joven. Nunca será más viejo que en este día de junio. ¡Ojalá fuera al revés! ¡Que yo pudiera ser siempre joven y el cuadro el que fuera envejeciendo! ¡Así es; no hay nada en el mundo que no diera a cambio!
A ti no te gustaría demasiado ese acuerdo, Basil -Exclamó lord Henry riendo-, Serían líneas muy duras para ti.
-Me opondría muy encarecidamente, Harry.
Dorian Gray se volvió y lo miró.
-Creo que lo harías, Basil. Pones tu arte por encima de tus amigos. No soy para ti más que una estatua de bronce. Quizás menos que eso, me atrevería a decir.
Hallward miraba estupefacto. Era tan impropio de Dorian hablar así. Que había ocurrido? Parecía casi furioso. Tenía el rostro encendido y las mejillas le ardían.

Literatura. El Retrato de Dorian Gray. Oscar Wilde. Terror Gótico

Escritores. Novela. Terror Gótico. El retrato de Dorian Gray. Oscar Wilde. Wilde. Literatura. Belleza. Juventud. Retrato. Fausto. Narcisismo. Arte

,

Foto. By Mindor. “El cielo está manchado con espasmos de rojo”

Foto. Paisaje. By Mindor

De nuevo Mindor nos sorprende hoy con esta bella imagen

Magnífica, gracias Mindor, por atrapar, por mostrar, con tu mirada, que existe tanta belleza

POESÍA

El cielo está manchado con espasmos de rojo,
huyen las brumas envolventes y las sombras;
el alba se levanta desde el mar
como una blanca dama de su lecho.

Y caen flechas melladas, insolentes
a través de las plumas de la noche,
y una ola larga de luz gualda
rompe en silencio sobre torre y casa,

y extendiéndose amplia sobre el campo inculto
un batir de alas que despiertan al vuelo,
castaños que se agitan en la copa
y ramas con estrías de oro.

Oscar Wilde

Fotografia. Paisaje. By Mindor. El cielo está manchado con espasmos de rojo.

Fotografia. Mindor. Fotógrafos. Oscar Wilde.

, ,

Fotografía. Mindor. «Hay paz para los sentidos”

FOTOGRAFÍA. PAISAJE BY MINDOR

Nuevamente Mindor

Con su cámara…, él,

Se funde con la naturaleza

El campo, el cielo…

Y los colores.

:::::::::::

LA FUGA DE LA LUNA

Hay paz para los sentidos,
Una paz soñadora en cada mano,
Y profundo silencio en la tierra fantasmal,
Profundo silencio donde las sombras cesan.

Sólo el grito que el eco hace chillido
De algún ave desconsolada y solitaria;
La codorniz que llama a su pareja;
La respuesta desde la colina en brumas.

Y súbitamente, la luna retira
Su hoz de los cielos centelleantes
Y vuela hacia sus cavernas sombrías
Cubierta en velo de gasa gualda.

Oscar Wilde

Fotografía. Mindor. «Hay paz para los sentidos, una paz soñadora en cada mano». Oscar Wilde.

Fotografía. Mindor. Fotógrafos. Poesía. Oscar Wilde. Wilde.

, ,

Oscar Wilde Machacado. Corazones secos, y mentes miedosas, en una sociedad mediocre

Oskar y Alfred

Oscar y Alfred

Oscar Wilde. Dublín. 16 de octubre de 1854. París 30 de noviembre de 1900.

Su padre era cirujano y su madre, además de escritora, una importante activista política que luchó obstinadamente, por la independencia de la verde y bella Irlanda. Empezaré  por decir que lo que vivió Oscar Wilde, fue la horrible  Época Victoriana, que por cierto, no se caracterizaba por su tolerancia y si, por sus múltiples prejuicios; fue una época socialmente encorsetada, convencional e inmovilista…. Hipocresía y cinismo a partes iguales.

Llamaba mucho la atención de aquella sociedad anquilosada, y herrumbrosa, aquel escritor tan extravagante, con el pelo tan largo, y con aquella estrambótica forma de vestir. Aquel escritor que arremetía en cuanto podía, con los convencionalismos imperantes, y la tozuda intolerancia.

Además, y esto les dolía más aún si cabe, Wilde,  era un magnífico escritor, con un ingenio innegable, que alcanzó una popularidad enorme en todos los lugares por igual; en los salones, y también, en  las selectas coctelerías, donde se bebía Ginebra Rosa, en copas de boca grande, y delicado y brillante cristal.

Se comentaban sus escritos mordaces y críticos… ¡Se le amaba y se le odiaba!

Escribía, novelas, cuentos, poesía. Algunas de sus obras más conocidas son:

«La importancia de llamarse Ernesto» y «El retrato de Dorian Gray».

EL NOVENO MARQUES DE QUEENSBURY ARRUINÓ SU VIDA

image

Foto. Lord Alfred Douglas. Hijo del marqués.

Un terrible suceso, marcó su vida para siempre, ocurrió en 1895, cuando Oscar tenía 41 años y se encontraba pletórico y enamorado. Wilde, tenía entonces, un amante del que se encontraba muy enamorado (Lord Alfred Douglas). El padre de Alfred, John Soltho Douglas, noveno Marqués de Queensbury, que sospechaba que su hijo y el escritor estaban liados, envió una carta a Oscar Wilde que rezaba :

 «Para O. W. aquel que presume de sodomía»

Wilde. Animado por  su pareja, Alfred Douglas, (a la sazón, hijo del Marques, Oscar Wilde) se dirige al juzgado y tramita una  denuncia contra el Marqués John Solto Douglas por injurias. Después de muchos juicios el escritor, pierde el pleito, y es condenado a dos años de prisión por atentado a las buenas costumbres y sodomía. Así. Tristemente, el artista, ingresa en presidio.

Durante su estancia en la Carcel de Reading, Oscar Wilde, sigue escribiendo.

image

Oscar Wilde.

El poeta después de este horrible suceso, es abandonado por su mujer (Constance), hija de un importante abogado, y también consejero de la Reina de Inglaterra, con la que el escritor se había casado en 1884. Y si. Es ciertamente abandonado, mas, Constance, nunca se divorciaría de él…, Eso si, como no podía ser de otra manera (entonces), Oscar Wilde, perdió automáticamente, la patria potestad de sus dos hijos.

Después de salir de prisión. Y. Cumplida su condena; quebrado y roto, se traslada a París con identidad falsa, y se reúne con Alfred Douglas, su egoísta amante. Decepcionado, y, después de una corta y problemática convivencia con Alfred, acaban separándose, pues sufren fuertes presiones por parte de sus familiares, que amenazan a ambos, con retirarles las pensiones, con las que pobremente subsisten. Además, parece que su ahora, declinante amor finalmente, se ha eclipsado.

Poco tiempo después el genial, Escritor, Poeta, Ensayista, Dramaturgo, y Periodista, fallece en París  en la más sórdida indigencia.

¡Un triste final, para uno de los más grandes escritores de la literatura universal!

OSCAR WILDE MACHACADO

El amor propio mal entendido, y la cerrazón mental en los corazones secos y las mentes miedosas  de una sociedad mediocre, cavaron su tumba.

Wilde. Oscar Wilde. Oscar Wilde Carcel. Literatura. Escritores

 

, , ,

Cardoso. Acuarela. “A menudo pisamos los valles de Castalia”

 

image

 Cardoso. Acuarela

¡CARDOSO AHORA!

Cardoso, ahora, (muy temprano)…,

Ya estará con Negro. (Su perro, negro, que encontró perdido),

Transitará alguna estrecha y verde vereda.

«A orillas del Tormes»

Llevando pensamientos

Recuerdos,

Rumores de cañas.

De fronda…

«Donde el amable río fluye cerca».

Regresa presto al hogar-estudio.

A su atalaya almenada,

Aplicadamente en su oficio…

¡Pero, hoy en la terraza! «Si hace bueno».

Limón, ligero oro,

Lino brillante.

Carpetas…, pinturas por acabar,

Le esperan (esperan)… iTal vez hoy si!

Tomás Bartolomé

:::::::::;;;;;;;;;;;;;;;

Amor intellectualis

A menudo pisamos los valles de Castalia

Y de antiguas cañas oímos la música silvana,

Ignorada del común de las gentes;

E hicimos nuestra barca a la mar

Que Musas tienen por imperio suyo,

Y aramos libres surcos por ola y por espuma,

Y hacia lar más seguro no izamos reacias velas

Hasta bien rebosar nuestro navío.

De tales despojados tesoros algo queda:

La pasión de Sordello y el verso de miel

Del joven Endimión; altivo Tamerlán

Portando sus jades tan cuidados, y, más aún,

Las siete visiones del Florentino.

Y del Milton severo, solemnes armonías.

 Oscar Wilde

Cardoso. Acuarela. A menudo pisamos los valles de Castalia y de antiguas cañas oímos la música silvana, ignorada del común de las gentes.

Cardoso. Acuarela. Pintura. Pintores. Poesía. Oscar Wilde.

 

 

,

En el Salón Dorado. «Sus manos de marfil en el teclado”

 

image

Foto. Retrato de Oscar Wilde. 1895. Toulouse Lautrec

El retrato lo realizó, su amigo Toulouse Lautrec en la cuidad de Londres, a la que el aristocrático pintor se desplazó expresamente, con la intención de retratarlo en tan excepcionales, y dramáticas  circunstancias, Wilde tenía entonces 41 años, y ya había protagonizado el gran escándalo de la época, a causa de sus amoríos con el hijo de un conde. En la pintura. Con el Támesis al fondo, vemos al genial escritor irlandés, vestido elegantemente, iQue no se diga! Wilde esperaba en ese momento, su inminente ingreso en prisión, después de la sentencia del 25 de mayo de 1895, que odiosamente, le condenaba a 2 años de trabajos forzados en la Prision de Reading, por comportamientos indecentementes. Lautrec demostraba así su amistad, respeto, y solidaridad, por el machacado escritor.

EN EL SALÓN DORADO: UNA ARMONÍA

Sus manos de marfil en el teclado
Extraviadas en pasmo de fantasía;
Así los álamos agitan sus plateadas hojas
Lánguidas y pálidas.
Como la espuma a la deriva en el mar inquieto
Cuando muestran las olas los dientes a la brisa.

Cayó un muro de oro: su pelo dorado.
Delicado tul cuya maraña se hila
En el disco bruñido de las maravillas.
Girasol que se vuelve para encontrar el sol
Cuando pasaron las sombras de la noche negra
Y la lanza del lirio está aureolada.

Y sus dulces labios rojos en estos labios míos
Ardieron como fuego de rubíes engarzados
En el móvil candil de la capilla grana
O en sangrantes heridas de granadas,
O en el corazón del loto anegado
En la sangre vertida del vino rojo
.

Oscar Wilde

image

En el Salón Dorado: una Armonía. Sus manos de marfil en el teclado Extraviadas en pasmo de fantasía; Así los álamos agitan sus plateadas hojas Lánguidas y pálidas. Oscar Wilde.

Oscar Wilde. Wilde. Literatura. Escritores. En el salón dorado una Armonía. Pintura. Pintores. Retrato. Lautrec. Toulouse Lautrec.

,

Oscar Wilde. El Discípulo

Fotografia. By TbArt. Abril 2015. 19:00 pm

EL DISCÍPULO

Cuando Narciso murió, el río de sus delicias se transformó de una copa de agua dulce en una copa de lágrimas saladas, y las Oréades vinieron llorando por los bosques a cantar junto al río y a consolarle.

image

Narciso. Vía internet

Y cuando vieron que el río habíase convertido de copa de agua dulce en copa de lágrimas saladas deshicieron los bucles verdes en sus cabelleras y gritaban al río y le decían:

-No nos extraña que le llores así. ¿Cómo no ibas a amar a Narciso con lo bello que era?

-¿Pero Narciso era bello?

image

Narciso. Caravaggio. (1593/1610)

-¿Quién mejor que tú puede saberlo? -respondieron las Oréades- Nos despreciaba a nosotras, pero te cortejaba a ti, e inclinado sobre tus orillas, dejaba reposar sus ojos sobre ti, y contemplaba su belleza en el espejo de tus aguas.

Y el río contestó:

-Si amaba yo a Narciso, era porque, cuando inclinado en mis orillas, dejaba reposar sus ojos sobre mí, en el espejo de sus ojos veía reflejada yo mi propia belleza.

Oscar Wilde

image

Narcisismo. By Tb Art

Oscar Wilde. El Discípulo

OSCAR WILDE. El DISCÍPULO. ESCRITORES. NARCISISMO. LITERATURA. WILDE. CARAVAGGIO.

, ,

El Artista. «Y en el mundo no habia más bronce que el de aquella estatua»

image

Foto. By TbArt.

Artista. Produce y crea obras de arte.

Del latín ars, artis. Capaz de crear… crear volúmenes, conformar espacios.

 

El Artista

Un día nació en su alma el deseo de modelar la estatua del «Placer que dura un instante».

Y marchó por el mundo para buscar el bronce, pues sólo podía ver sus obras en bronce.

Pero el bronce del mundo entero había desaparecido y en ninguna parte de la tierra podía encontrarse, como no fuese el bronce de la estatua del «Dolor que se sufre toda la vida».

Y era él mismo con sus propias manos quien había modelado esa estatua, colocándola sobre la tumba del único ser que amó en su vida.

Sobre la tumba del ser amado colocó aquella estatua que era su creación, para que fuese muestra del amor del hombre que no muere nunca y como símbolo del dolor del hombre, que se sufre toda la vida.

Y en el mundo entero no había más bronce que el de aquella estatua.

Entonces cogió la estatua que había creado, la colocó en un gran horno y la entregó al fuego.

Y con el bronce de la estatua del «Dolor que se sufre toda la vida» modeló la estatua del «Placer que dura un instante».

Oscar Wilde

«Lo único que consuela a los hombres por las estupideces cometidas, es el orgullo de realizarlas»

O.W

El Artista. Oscar Wilde. «Y en el mundo no habia más bronce que el de aquella estatua»

LITERATURA. El ARTISTA. OSCAR WILDE. ESCRITORES. WILDE. ARTISTA. ESCULTURA. PLACER. DOLOR.

 

,

Oscar Wilde. «Aunque todos los hombres matan lo que aman»

image

Oscar Fingal O’Flahertie Wills Wilde

Oscar Wilde. 1854, Dublin, Irlanda, Reino Unido. 1900 París, Francia, con 46 años de edad.

1895, Oscar Wilde tenía 41 años de edad, y se encontraba pletórico y enamorado. Ese mismo año tristemente, ingresa en prision.

¿Porqué Oscar Wilde es condenado a dos años de trabajos forzados en la Cárcel de Reading?

Oscar tenía un amante (Lord Alfred Douglas).

image

Oscar Wilde y Alfred Douglas

Asi se desencadenaron los hechos

El padre de Alfred, Jhon Soltho Douglas, noveno marqués de Queensbury que sospechaba que su hijo y el escritor estaban liados, envía una carta a Oscar Wilde que rezaba así:

“Para O. W. aquel que presume de sodomía”

Recibida tan ofensiva nota y animado por su pareja, Alfred Douglas, a la sazón hijo del marqués, Wilde, se dirige al juzgado y tramita una  denuncia contra el fatal aristócrata por injurias. Después de muchos juicios y recursos, el escritor pierde y es condenado a dos años de prisión «por atentado a las buenas costumbres y sodomía».

El artista, ingresa destrozado en prisión.

Durante su estancia en la cárcel, Wilde sigue trabajando.

En aquellos tristes y largos días de reclusión, Oscar Wilde escribe una extensa carta altamente recriminatoria y ácida a su antes tan amado Alfred Douglas, por su falta de atención, y también toma notas para lo que posteriormente sería, «La balada de la carcel de Reading« obra terminada de escribir en el exilio francés, una vez que  abandonó la oscura y alienante prisión en la que se encontraba pagando, su injusta y exagerada condena.

En 1896 encontrándose aún Oscar Wilde en la Carcel de Reading aconteció un triste suceso, el ahorcamiento de Charles Thomas Wooldridge, un soldado de la Real Guardia de Caballería de 30 años de edad, que había acabado con la vida de su mujer cortándole el cuello. Desgraciadamente estos hechos son aún, un comportamiento intolerable y, de candente actualidad en nuestros días. ¡Basta Ya!

En «La Balada de la Cárcel de Reading» el escritor, machacado, encarcelado, y ahora exiliado en francia, (fallecería solo tres años después en París), nos narra esta terrible vivencia que le impresionó profundamente. Seguidamente publicó parte del poema, «La Balada de la Cárcel de  Reading« (1897) cuyos versos más celebres son: «Aunque todos los hombres matan lo que aman».

«Aunque todos los hombres matan lo que aman» (El poeta observa al condenado a muerte, mientras que la horca paciente espera , y el reo es, irremediablemente acompañado a su triste final), y escribe…

Ya no vestía su casaca escarlata,
Porque rojos son la sangre y el vino
Y sangre y vino había en sus manos
Cuando lo sorprendieron con la muerta,
La pobre muerta a la que había amado
Y a la que asesinó en su lecho.

Entre los reos caminaba
Con un mísero uniforme gris
Y una gorrilla en la cabeza;
Parecía andar ligero y alegre,
Pero nunca vi un hombre que mirara
Con tanta avidez la luz del día.

Nunca vi un hombre que mirara
Con ojos tan ávidos
Ese pequeño toldo azul
Al que los presos llaman cielo
Y cada nube que pasaba
Con sus velas de plata.

Yo, con otras almas en pena,
Caminaba en otro corro
Y me preguntaba si aquel hombre habría hecho
Algo grande o algo pequeño,
Cuando una voz susurró a mis espaldas:
«¡A ese tipo lo van a colgar!»

Oscar Wilde

Oscar Wilde, poeta. «Aunque todos los hombres matan a lo que aman». Oscar Wide en la carcel.

Oscar Wilde. Poesía. Wilde. Literatura. Escritores. Wilde Cárcel. La Balada de la Cárcel de Reading.