Entradas

, ,

Fotografía. Mindor. «Hay paz para los sentidos, una paz soñadora en cada mano»

FOTOGRAFÍA. PAISAJE BY MINDOR

Nuevamente Mindor

Con su cámara…, él

Se funde con la naturaleza

El campo, el cielo…

Y los colores.

:::::::::::

LA FUGA DE LA LUNA

Hay paz para los sentidos,
Una paz soñadora en cada mano,
Y profundo silencio en la tierra fantasmal,
Profundo silencio donde las sombras cesan.

Sólo el grito que el eco hace chillido
De algún ave desconsolada y solitaria;
La codorniz que llama a su pareja;
La respuesta desde la colina en brumas.

Y súbitamente, la luna retira
Su hoz de los cielos centelleantes
Y vuela hacia sus cavernas sombrías
Cubierta en velo de gasa gualda.

Oscar Wilde

Fotografía. Mindor. «Hay paz para los sentidos, una paz soñadora en cada mano». Oscar Wilde.

Fotografía. Mindor. Fotógrafos. Poesía. Oscar Wilde. Wilde.

, ,

Fotografía. Mindor. «Goza el fresco paisaje de mi herida, quiebra juncos y arroyos delicados»

image

FOTOGRAFIA. PAISAJE. By Mindor.

«Zen», calma en los ojos

Lusitana

Nutrirá el alma, saciará.

Cual lobo hambriento,

Busca Instintivamente

Insomne un paraíso...

¡Los campos de Viriato!

La Sierra Lusitana.

Tomás Bartolomé

SONETO DEL AMOR OSCURO. (Fragmento).

Goza el fresco paisaje de mi herida,

Quiebra juncos y arroyos delicados.

Bebe en muslo de miel sangre vertida.

Federico García Lorca

Fotografía. Mindor. Paisaje. «Goza el fresco paisaje de mi herida, quiebra juncos y arroyos delicados. Bebe en muslo de miel sangre vertida». Federico García Lorca. Tomás Bartolomé.

Fotografia. Mindor. Fotógrafos. Poesía. Soneto del amor oscuro. Federico García Lorca, Lusitana. Tomás Bartolomé.

 

, , ,

Acuarela. Cardoso. «En las crónicas de los tiempos idos veo que a los hermosos se describe»

image

ACUARELA CARDOSO

Una dulce pasión; Cardoso,

Delicioso bocado de Arte…

«Placer para los sentidos»

Esta magnífica acuarela, viajó, voló etérea. Se fijó, està libremente habitando, querida.

Nos hicimos entonces, divertidos, unas fotos de entrega/despedida, en ella posa Cardoso junto a su hermana y, a su sobrino con su pareja, casados, padres y, maravillosos seres humanos, (ahora les acompaña la acuarela), son muy felices con su esperada obra de arte ¡Todos somos felices hoy!

Una pintura enamora, tiene vida propia, cohesiona, tiende lazos: cumple al fin (cierra) su ciclo.

Ya camina sola, abandonó el estudio y, ¿cuáles han de ser sus caminos? En los siguientes versos se concluye…

«En cuanto a aquellos que te contemplamos

Con absorta mirada, estamos mudos»

———-

CUANDO EN LA CRONICA DE LOS TIEMPOS IDOS

Cuando en las crónicas de tiempos idos

Veo que a los hermosos se describe

Y a la belleza embellecer la rima

Que elogia a damas y señores muertos,

Observo que al pintar de sus dechados

La mano, el labio, el pie, la frente, el ojo,

Trataba de expresar la pluma arcaica

Una belleza como la que tienes.

Así, sus alabanzas son presagios

De nuestro tiempo, que te prefiguran,

Y pues no hacían más que adivinarte,

No podían cantarte cual mereces.

En cuanto a aquellos que te contemplamos

Con absorta mirada, estamos mudos.

WILLIAM SHAKESPEARE

Acuarela. Cardoso. Cuando en las crónicas de los tiempos idos veo que a los hermosos se describe

Acuarela. Cardoso. Pintura, Pintores. Poesía. William Shakespeare.

, , , ,

Pintura. Tomás Bartolomé. Paisaje en calma. (Calm Landscape)

PAISAJE EN CALMA(Calm Landscape). Tomás Bartolomé.

Óleo Acrílico. Lienzo/Oil, Acrílic, Canvas.

Año 2011. Medidas. 24 x 30 cm.

Soñando con la eterna primavera de la vida…

Poco antes de morir a la edad de 48 años, Rosalía de Castro siguió soñando, y quiso soñando ver, por ultima vez la mar, mas no fue posible; en su casa de Padrón, ¡No…, No se ve el mar! Su hija, menos soñadora, al menos no supo verlo, cuando Rosalía, ansiosa, mirarlo quiso, por póstrera vez, encontrándose (tan cerca, eso creía), junto a su último próximo lecho, ella lo sentía vecino, siempre lo sintió, corría diariamente, alegre o triste, por sus venas de mujer que sabía hablar, con el rumor de las olas, con los pájaros, y el viento. Ahora se acordaba nítidamente de ello. Supo pronto entonces, que ya no estaría sola nunca, y que ella atacada de dulzura en vida, cautivó, amó…, y también fue amada.

:::::::::::::::

Dicen que no hablan las plantas,

ni las fuentes, ni los pájaros, ni la onda con sus rumores.

ni con su brillo los astros,

lo dicen, pero no es cierto,

pues siempre cuando yo paso

de mí murmuran y exclaman:

Ahí va la loca,

soñando con la eterna primavera de la vida

y de los campos.

ROSALIA DE CASTRO.

Rosalía de Castro. Santiago de Compostela 1837.  Padrón, La Coruña 1885.

Más información. Interesados en esta pintura. contacto@tomasbartolome.com

Pintura. Tomás Bartolomé. Paisaje en calma. (Calm Landscape). Pintores. Poesía. Rosalía. Rosalía de Castro. 

,

Lope de Vega. «Oh rosa celestial alejandrina coronada de granos orientales»

 

Lópe de Vega eterno enamorado, desmesurado poeta, amante estajanovista siempre a destajo, pecador, y místico madrileño en el Prado. La muerte te envió su escarlatina ¡pero tu ya no eras un infante! Aunque errada, la Parca, cumplió a la postre su fin, la fiebre de los niños.

Mitad animal, cuerpo y patas de caballo, cabeza brazos y torso humanos. Centauros seres salvajes sin hospitalidad ni leyes, esclavos de las pasiones animales, salvo Folo y Quirón (sabios y amables), mas tu no fuiste del todo esa dual excepción Sagitario.

Poeta del cielo y de la tierra. Fue tal la fama de Lópe que, ncluso circuló un credo (afirmación de una creencia), que rezaba así…

«Creo en Lópe de Vega todopoderoso, Poeta del cielo y de la tierra»…

Como vemos se trata de una parodia. Fue considerada blasfemia, y prohibida por la Santa Inquisición toledana, en el año 1647.

image

Lope de Vega. 25 de noviembre de 1562. 27 de agosto de 1635. 72 años.

::::::::::::

Rimas Sagradas

¡Con qué artificio tan divino sales

De esa camisa de esmeralda fina,

Oh rosa celestial alejandrina

Coronada de granos orientales!

Ya en rubíes te enciendes, ya en corales,

Ya tu color a púrpura se inclina

Sentada en esa basa peregrina

Que forman cinco plantas desiguales.

Bien haya tu divino autor, pues mueves

A su contemplación el pensamiento

A aun a pesar en años breves.

Así la verde edad se esparce al viento,

Y así las esperanzas son aleves

Que tienen en la tierra el fundamento…

Lope de Vega

Lope de Vega. Oh rosa celestial alejandrina coronada de granos orientales. Rimas Sagradas. Poesía.

LOPE DE VEGA. LITERATURA. POETA. RIMAS SAGRADAS. POESÍA. ESCRITORES. ROSA. SAGITARIO.

 

 

 

 

,

Stéphane Mallarmé. Nómbrame… Porque son tus sonrisas frambuesa un travieso rebaño de corderos

Retrato de Stéphane Mallarmé. Edouard Manet. 1876.

STÉPHANE MALLARMÉ. París 19 de marzo de 1842. París 9 de septiembre de 1898.

Su madre fallece cuando él tenía siete años de edad, y sus abuelos se hacen cargo del pequeño huérfano. Asiste a la escuela en París, después estudia el idioma inglés del que espera ser profesor algún día. A los 20 años conoce a una chica alemana, María Gerhard, con la que se iría a vivir a Londres. Se casan al año siguiente en la brumosamente bella capital del Támesis. Después de su regreso a Francia, con el título de profesor bajo el brazo, comienza a trabajar como profesor de inglés en diferentes institutos.

1866. Por primera vez se publican una decena de sus poemas.

1867. Alrededor de su figura se concentra lo más granado de la intelectualidad parisina, escritores, artistas, pensadores, pintores, músicos. STÉPHANE MALLARMÉ, en su salón literario se convierte en un faro que ilumina PARÍS, y la vida cultural parisina durante algunos años. Así es como el poeta entiende su quehacer…

«Lo que yo quiero es pintar no la cosa, sino el efecto que produce», por lo cual el verso no debería componerse de palabras, sino de intenciones, y todas las palabras borrarse ante la sensación.

 

RESONANCIAS. RENOVACIÓN. RITMO, Y UN VOCABULARIO ENDIABLADO

Su poesía es complicada de traducir y su ritmo extraño, libre y asonante.

En algunos de sus poemas la rima es libre y experimenta con los espacios en blanco y la tipografía (el tipo de letra).

POESIA

Fútil Beneplácito

Por sobre el ganado aturdido de los hombres
¡Princesa, cómo envidio la suerte de esa Hebe
que de la taza sube hasta tus labios grana!
Mas quien no es ni aún abate, ni a desear se atreve
ver su desnudo en rosa sobre tu porcelana.

Yo no soy el cojín que dibuja tu codo
ni el carmín de tus labios, ni tu borla empolvada,
ni tu lindo abanico… Mas si a pesar de todo
me has mirado tú, rubia por orfebres peinada,

nómbrame… porque son tus sonrisas frambuesa
un travieso rebaño de corderos, Princesa,
que parecen corazones, rumian almas sumisas.

Nómbrame… y que Cupido alado de un extraño
abanico me pinte cuidando tu rebaño…
Princesa, nómbrame pastor de tus sonrisas.

Stéphane Mallarmé. Traduccion de Mauricio Bacarisse.

Stéphane Mallarmé. Nómbrame.. Porque son tus sonrisas frambuesa un travieso rebaño de corderos. Fútil Beneplácito. Poesía.

STÉPHANE MALLARMÉ. ESCRITORES. POESÍA. FÚTIL BENEPLÁCITO. LITERATURA. MALLARMÉ. PARÍS

 

 

, ,

Fotografía. Mindor. «Era verde el silencio, mojada era la luz»

image

Fotografía. By Mindor.

El paisaje que en esta ocasión presenta Mindor, nuevamente, nos hace soñar, y transporta al dulce y oculto nirvana, que se encuentra, aquí, muy cerca, mas a menudo se nos escapa como el ascendente humo cegador, huye rendijero, y al instante, del impresionante fuego rojo, y naranja. Despues, desaparece inexorable

Lento y diluido ascendente disimulo.

Gracias Mindor por ofrecernos estos soñados verdes, verde pino, verde enebro, verde alga, verde musgo, verde albahaca, verde lima, verde pera …

image

Era verde el silencio, mojada era la luz,

temblaba el mes de Junio como una mariposa

y en el austral dominio, desde el mar y las piedras,

Matilde, atravesaste el mediodía.

Ibas cargada de flores ferruginosas,

algas que el viento sur atormenta y olvida,

aún blancas, agrietadas por la sal devorante,

tus manos levantaban las espigas de arena.

Amo tus dones puros, tu piel de piedra intacta,

tus uñas ofrecidas en el sol de tus dedos,

tu boca derramada por toda la alegría,

pero, para mi casa vecina del abismo,

dame el atormentado sistema del silencio,

el pabellón del mar olvidado en la arena.

Pablo Neruda. Parral, Chile, 1904. Santiago, Chile, 1973.

image

Fotografía. Mindor. «Era verde el silencio, mojada era la luz, temblaba el mes de Junio como una mariposa».

Fotografia. Mindor. Fotógrafos. Pablo Neruda. Verde. Color. Paisaje.

, ,

Poema. Pararnos a mirar… Dejar la vida pasar. Tomás Bartolomé

image

Fotografia. By TbArt

Lugar

Hay un lugar…

Donde el cielo se une con la tierra,

un lugar

donde, las duras rocas

de pretéritos volcanes marinos,

expulsadas, abrasadoras,

ardientes, se fundieron…,

y son el mar,

un lugar fantástico,

que se defiende con su paz.

Un desierto soñador,

que apenas,

consuela,

el llanto,

apenas permitido,

mas bello, seco, reptando,

se aplasta, sube

fundido en escalera, hasta el cenit.

Tomás Bartolomé (2018)

::::::::::::::::::::::::::::

Pararnos

Pararnos a mirar…

Dejar la vida pasar

Con un cuenco lleno

De miel y moscas

Tomás Bartolomé (2017)

Pararnos a mirar… Dejar la vida pasar

Poema. Poesía. BY TbArt. Tomás Bartolomé

, , ,

Acuarela. Cardoso. ¡Hoy el espacio es fabuloso! sin freno, espuelas o brida

image

ACUARELA. CARDOSO

:::::::::::

CARDOSO. Artista. Pintor, Escultor

Creo que esta magnifica acuarela de Cardoso, ilustrará hoy muy bien, algo (un bocado), de la atormentada obra del pertinente, excelso, y aún maldito poeta parisino.

BAUDELAIRE

Charles Baudelaire. París, 9 de abril de 1821, 31 de agosto de 1867. Poeta, escritor, ensayista, traductor, crítico de arte. ¿Una de sus obras más relevante?, Las flores del mal, comprende una colección de poemas, (casi la totalidad de su producción artistica), que con el tiempo, se ha convertido en imprescindible; de ella se realizaron 3 ediciones en los años, 1857/61/68. La del 1868 es una edición póstuma, en todas ellas se van eliminando algunos poemas (prohibidos), y añadiendo otros nuevos.

 

LAS FLORES DEL MAL

En EL ALMA DEL VINO uno de los poemas que componen Las flores del mal Baudelaire escribe…

-Una noche el alma del vino cantó en las botellas:

«¡Hombre hacia ti elevo ¡oh! querido desheredado,

Bajo mi prisión de vidrio y mis lacres bermejos,

Una canción colmada de luz y de fraternidad!

Charles Baudelaire (fragmento)

EL VINO DE LOS AMANTES Tambien en Las flores del mal escribió Baudelarie este poema…

¡Hoy el espacio es fabuloso!
Sin freno, espuelas o brida,
Partamos a lomos del vino
¡A un cielo divino y mágico!

Cual dos torturados ángeles
Por calentura implacable,
En el cristal matutino
Sigamos el espejismo.

Meciéndonos sobre el ala
De la inteligente tromba
En un delirio común,

Hermana, que nadas próxima,
Huiremos sin descanso
Al paraíso de mis sueños.

Charles Baudelaire. París 1821/67

 

Acuarela. Cardoso. ¡Hoy el espacio es fabuloso! sin freno, espuelas o brida partamos a lomos del vino ¡A un cielo divino y mágico!

Acuarela. Cardoso. Pintores. Pintura. Poesía. Baudelaire. Escritores. Poesía. Las flores del mal. El vino de los amantes.

 

, , ,

Cardoso. Acuarela. A menudo pisamos los valles de Castalia

 

image

 Cardoso. Acuarela

¡CARDOSO AHORA!

Cardoso, ahora, (muy temprano)…,

Ya estará con Negro. (Su perro, negro, que encontró perdido),

Transitará alguna estrecha y verde vereda. «A orillas del Tormes»

Llevando pensamientos. Trayendo recuerdos,

Rumores de cañas. De fronda… «Donde el amable río fluye cerca».

Regresa presto al hogar-estudio. A su atalaya almenada,

Aplicadamente con su oficio… ¡Pero hoy en la terraza! «Si hace bueno».

Limón, ligero oro, lino brillante. Carpetas…, pinturas por acabar,

Le esperan (esperan)… iTal vez hoy si!

Tomás Bartolomé

:::::::::;;;;;;;;;;;;;;;

Amor intellectualis

A menudo pisamos los valles de Castalia

Y de antiguas cañas oímos la música silvana,

Ignorada del común de las gentes;

E hicimos nuestra barca a la mar

Que Musas tienen por imperio suyo,

Y aramos libres surcos por ola y por espuma,

Y hacia lar más seguro no izamos reacias velas

Hasta bien rebosar nuestro navío.

De tales despojados tesoros algo queda:

La pasión de Sordello y el verso de miel

Del joven Endimión; altivo Tamerlán

Portando sus jades tan cuidados, y, más aún,

Las siete visiones del Florentino.

Y del Milton severo, solemnes armonías.

 Oscar Wilde

Cardoso. Acuarela. A menudo pisamos los valles de Castalia y de antiguas cañas oímos la música silvana, ignorada del común de las gentes.

Cardoso. Acuarela. Pintura. Pintores. Poesía. Oscar Wilde.