,

Marlene Dietrich. Glamour en Hollywood. Despiadada ambición

image

Marlene Dietrich. Glamour en Hollywood

Berlin 1901. París 1992 a los 90 años.

Actriz y cantante alemana que adoptó la nacionalidad estadounidense en 1937, dos años antes del comienzo de la segunda guerra mundial.

Participa en 1930, en la primera película sonora europea, El ángel azul.

image

Cartel de la película El ángel azul. 1930

En esta película dirigida por Sternberg (del que fue amante y con el que rodó en diferentes ocasiones), interpreta a una cabaretera en un antro de mala fama; en ella la guapa y morbosa actriz, seduce a un profesor cincuenton, y lo arrastra hasta su total destrucción.

Marlene Dietrich, llegó a Hollywood en 1930, y se hizo la reina de los Estudios Paramount.

Las anecdotas que le contaban a «La Marlene» sobre el ambiente de la época del cine mudo (que ella también vivió) la hacían soñar; soñar, con aquel ambiente lujoso y brillante.

Soñaba siempre con aquellos enormes automóviles semejantes a enormes cucarachas de cuatro patas,  en los que viajaban seductores…, atractivos hombres y hermosas mujeres. Donde flotaba el dinero y la clase; aquellas grandes bestias de elegante chapa negra, que relucían como el charol a la luz radiante y lechosa, de la romántica luna en una agradable,  y clara noche de verano; aquellas maravillosas maquinas, que no olían a estiercol, sino a dulce éter, a picante sensualidad, y cálido cuero… (borrachera acida); tierna, y eterna seducción.

Ella quería eso, y lo tendría… Poco antes de morir en su lujosa vivienda en París, le dijo a un amigo que la acompañaba en tan duro e inevitable trance:

– «¿Lo quisimos todo, y lo conseguimos ¿no es verdad?»

Hollywood bullía en delirantes fiestas que terminaban a las tantas de la madrugada y,  a las que acudían los actores y actrices, que agotados al día siguiente, llegaban tarde al rodaje, o lo que es peor, no podían llegar, a causa de los excesos de la noche, el alcohol, el tabaco, y otras sustancias dopantes más sofisticadas y brillantes, como lo es, la excelente cocaina «Ala de mosca» (así llamada por su pureza, y por los cristalinos irisados que la forman), que circulaba pulcra, en ordenadas rayas paralelas, sobre nuevas bandejas de pulido, clásico, y frio acero brillante.

LOS TIEMPOS DEL CINE MUDO DE LA MÁGIA Y EL GLAMOUR

En los añejos tiempos del cine mudo acudían las orquestas a tocar en directo a los estudios de grabación; mientras se representaba la escena, los actores movían los labios como si hablaran.

En esta época el sexo era tabú. «Tenemos que hacerlo con los ojos» llegó a declarar Mae West…

¡Ellas hacían soñar y se llenaban los cines!  Era una época dorada, y de fondo un decorado en blanco y negro.

Marlene Dietrich poseía Glamour, (Encanto sensual que fascina).

Glamour, también ha sido definido como «un hechizo mágico y oculto» y es ese lado oscuro y misterioso lo que tanto explotaron sus agentes de marketing.

image

Con su aire de femme fatal, fría, inaccesible, maestra irónica e iconica de la elegancia; puso de moda el pantalón a lo femenino. Tenía unas piernas de vértigo. Las revistas de moda se la rifaban. En cuanto a la dudas sobre su condición sexual, fue alentada al incluir en su vestuario el uso de pantalones; prenda de vestir que  hasta entonces solo utilizaban exclusivamente los hombres; este hecho, fue convenientemente explotado por sus managers para traducirlo en moneda de curso legal; en billetes verdes con la efigie del presidente americano.

MARLENE

¡De la enigmática fascinación de tu fría mirada, que hiere!

Tirana, de hielo…

Allí en el fondo…

En el silencio congelado

Quema, la piel tozudamente,

Daña los dedos desnudos

Como una imponente y lisa pared

Blanca

Tomás Bartolomé

EL CABARET. LA SALVA DE SI MISMA

Después de sus  grandes éxitos en Hollywood, (llegó a hacerle sombra a la Garbo). ¿No sería un montaje, también, su rivalidad?; comenzó una gira como Actriz de Cabaret hasta su retirada. Siempre el Cabaret, y también siempre, su canción, aquella bella y triste canción…

image

¡Que no paré el espectáculo, cantaré…, Lili Marleen

Marlene Dietrich, vivió los últimos años de su vida casi sin salir de casa; aunque son legendarias las astronómicas facturas de teléfono que pagaba, (unos 3000$ mensuales en los años noventa) Le gustaba la política y hablaba a menudo con algún Presidente de Gobierno (Reagan, Gorvachov).

María Riva, su única hija, le dedicó en una entrevista, estas reveladoras palabras:

– «Mi madre fue, una persona fría, solitaria y manipuladora, que nunca conoció el amor y, a la que nunca extrañé  porque nunca la tuve»

Este grave rasgo de la personalidad de Marlene Dietrich, apuntado por su hija; nos lleva a pensar en una pobre y distante mujer; una gran artista; que padeció en su vida serios problemas emocionales. Para nosotros que por fortuna no la tratamos, Marlene Dietrich, quedará para siempre como un mito; como un gran icono de la cinematográfia universal. Una estrella elegantemente glamurosa en unos  tiempos dorados para el cine y, por ende para los actores y actrices del siempre seductor  «séptimo arte en blanco y negro».

Marlene Dietrich. Glamour en Hollywood. Despiadada ambición disfrazada de elegancia.

Marlene Dietrich. Glamour en Hollywood. Cine. Actrices. Hollywood. Berlín. París

, ,

Hamlet. Polonio, aconseja sabiamente, a Laertes, su hijo

HAMLET AND HORATIO IN THE CEMENTERY. 1839. EUGÉNE DELACROIX

The Tragedy of Hamlet, Prince of Denmark. La Tragedia de Hamlet, Príncipe de Dinamarca.

En estos pocos y exquisitos versos, Polonio, chambelán del reino, padre sabio, preocupado, se dirige a Laertes, su hijo y, hermano de Ofelia, casta y enamorada, que apremiado, emprende viaje a París. Pronto, la persistente niebla de la tragedia, envolverá fatalmente, a la familia, en la más opaca oscuridad.

Sarah Bernhardt en el papel de Hamlet. 1899, Lafayette Fhoto, Londres.

HAMLET (1600?). Fragmento.

Polonio
-¿Aún, Laertes? ¡Que vergüenza! ¡A bordo!
Ya el viento esta en la espalda de tus velas
¡y aún tu aquí! Ve con mi bendición
y graba en la memoria estos preceptos.
No des tus pensamientos a tu lengua
Ni pongas desmesura a tus acciones.
Sé natural pero jamás vulgar.
A tus amigos de amistad probada
Engánchalos al alma con aceros,
mas sin cansar la mano agasajando
a imberbes arribistas. Cuida bien
con no entablar disputas, mas ya en ellas,
que sea tu oponente quien se cuide.
Tu oído, a todos; tu opinión, a pocos.
Escucha las censuras, guarda el juicio.
Viste cuan fino pueda tu cartera,
mas no lujoso; rico, no chillón;
Que el traje suele pregonar al hombre,
y en Francia los de alcurnia y posición
en esto son de gran refinamiento.
No pidas préstamo, ni des prestado;
pueden perderse préstamo y amigo
y andar pidiendo mella el buen gobierno.
Principalmente sé veraz contigo;
de ello se sigue, como noche al día,
que no podrás ser falso con ninguno.
Adiós. Mi bendición te lo madure.

William Shakespeare

Hamlet. Polonio, aconseja sabiamente, a Laertes, su hijo

Literatura. Hamlet. Shakespeare. William ShakespeareTragedia. Polonio. Laertes. Ofelia. Familia. Padre. Hijo. Hija.

 

, , ,

Acuarela. Cardoso. Bajaron los asirios como al redil el lobo

ACUARELA. CARDOSO

Cardoso nos muestra en esta ocasión, una de sus últimas acuarelas, extraños personajes, surgen como automatismos, avanzando, aparecen fantasmales, (siempre hacia delante), hasta no se sabe donde. Es un paisaje inquietante e irreal, donde la suave aguada, dúctil, viva y poderosa, extiende bellos y exóticos colores, creando una fría atmósfera, de desolación y vacío.

La destrucción de Senaquerib

Bajaron los asirios como al redil el lobo:
brillaban sus cohortes con el oro y la púrpura;
sus lanzas fulguraban como en el mar luceros,
como en tu onda azul, Galilea escondida.

Tal las ramas del bosque en el estío verde,
la hueste y sus banderas traspasó en el ocaso:
tal las ramas del bosque cuando sopla el otoño,
yacía marchitada la hueste, al otro día.

Pues voló entre las ráfagas el Ángel de la Muerte
y tocó con su aliento, pasando, al enemigo:
los ojos del durmiente fríos, yertos, quedaron,
palpitó el corazón, quedó inmóvil ya siempre.

Y allí estaba el corcel, la nariz muy abierta,
mas ya no respiraba con su aliento de orgullo:
al jadear, su espuma quedó en el césped, blanca,
fría como las gotas de las olas bravías.

Y allí estaba el jinete, contorsionado y pálido,
con rocío en la frente y herrumbre en la armadura,
y las tiendas calladas y solas las banderas,
levantadas las lanzas y el clarín silencioso.

Y las viudas de Asur con gran voz se lamentan
y el templo de Baal ve quebrarse sus ídolos,
y el poder del Gentil, que no abatió la espada,
al mirarle el Señor se fundió como nieve.

Lord Byron

Acuarela. Cardoso. Bajaron los asirios como al redil el lobo

Pintura. Acuarela. Cardoso. Pintor. Pintores. 

, , ,

Pintura. Casa grande en el campo, y primer plano de ciudad cercana

image

Casa grande en el campo, y primer plano de ciudad cercana. 2013. Tomás Bartolomé

Large house in the countryside, and foreground nearby city.

Óil. Canvas. Óleo. Lienzo.

«La ciudad avanza y cerca…

a una gran casa vieja;

en un viejo campo,

de un viejo y olvidado,

pueblo de Castilla».

Tomás Bartolomé

image

«The city moves and close… a large old house ; in an old field , an old and forgotten, people of Castilla»

Casa grande en el campo, y primer plano de ciudad cercana. Large house in the countryside, and foreground City. Tomás Bartolomé. Óleo sobre lienzo.

Interesados por esta pintura. Contacto. tomy.bart@hotmail.com

Pintura. Tomás Bartolomé. Pintores. Óleo. 

,

Pintura. José de Ribera, El Spagnoletto. Un pintor español en Nápoles

image

El pie varo (El lisiado o el Zambo). 1642

José de Ribera, El Spagnoletto, así llamado por ser un español en Nápoles además de por su menguada talla. José de Ribera, nació en Jativa, Valencia, en 1591, donde su padre era zapatero pero vivió casi toda su vida en Nápoles, donde finalmente falleció en 1652, y donde se encuentra enterrado.

Era apenas un adolescente cuando puso rumbo a Italia, tan clara tenía ya entonces su vocación; primeramente visitó las ciudades de Cremona, Milán, Parma, y Roma, donde se detuvo a estudiar a los clásicos en profundidad.

En Nápoles. entonces un virreinato español, Ribera pensó que tendría más posibilidades como pintor, allí tuvo éxito, sus grabados circularon mucho por Europa, Rembrant poseía alguno; se dice que cuando Ribera fue preguntado por un amigo porque no regresaba a España, contestó…

«En cuanto en lo de volver a España no se, me han dicho que allí se pierde el respeto a los artistas cuando están presentes, pues dolorosamente, España es madre amantísima para los forasteros y madrastra cruel para sus hijos».

Pronto recibió Ribera muchos encargos sobre todo de la iglesia, de coleccionistas particulares, y de los funcionarios españoles del imperio destacados en Nápoles. Pintor versátil trató en sus pinturas además de temas religiosos, temas mitológicos, aunque de estos últimos tuvo menos encargos.

También pintó José Ribera algunos Paisajes aunque escasos.

DOS RAREZAS…

image

image

Paisaje con fortín y, Paisaje con pastor. Ambos de 1639

Dos de estas rarezas, son Paisaje con fortín y Paisaje con pastor, dos cuadros de gran tamaño que se encuentran colgados, de sendas paredes en el Palacio de Monterrey de Salamanca, que es propiedad de los Duques de Alba. En esta bella ciudad llena de arte a las orillas del Tormes se encuentra también otra pintura de José Ribera en este caso, ubicada, en la Iglesia de la Purísima a escasos metros de la Plaza Mayor, y del antes mencionado Palacio de los Duques de Alba, en ella, en su magnífico retablo, podemos admirar la Virgen de la Inmaculada Concepción.

image

La Inmaculada Concepción. 1635

LA INMACULADA CONCEPCIÓN DE RIBERA

Un cuadro es de gran tamaño, con un color poco común en la pintura de Ribera. Son unos colores más claros y vivos, que surgen en la pintura del Españoleto aproximadamente en 1630, época en que curiosamente Ribera tal vez, conoce, (coincide con una de las visitas del pintor sevillano a Nápoles) a Velázquez en Nápoles. Velázquez tenía entonces 8 años menos que Riberay estaba visitando Italia en unos de sus viajes de formación, y conocimiento, a cargo de la corona.

La estilizada Virgen de cabeza pequeña, lleva sobre sus hombros, una capa de color azul brillante. Normalmente los colores que identificaron primeramente al pintor valenciano son menos luminosos que los que utilizó en esta inmaculada, digamos, que son más del tipo Caravaggio; es el tenebrismo, que utiliza el claroscuro, una técnica que José de Ribera usa en muchas de sus pinturas de santos y martirios.

image

San Pablo Ermitaño. 1640

Ribera, junto con otros pintores importantes forma parte de la Escuela Napolitana, y no solo forma parte de ella, sino que lidera la misma. Su obra en tiempo posteriores, fue tachada de truculenta y morbosa; incluso Lord Byron llegó a comentar al respecto…

«Parece que para pintar Rivera empapara sus brochas en la roja sangre de los santos»

Esto sucedió, porque hubo una época, en que eran pocos los que conocíeron su extensa obra en profundidad, (la mayoría solo conocían sus cuadros de martirios).

image

El Martirio de San Bartolomé. 1644

José de Ribera. El Spagnoletto. Un pintor Español en Nápoles.

Pintura. José de Ribera. Pintores. El Spagnoletto. El Españoleto. Ribera. Nápoles. Pintura.

 

,

Toulouse Lautrec. «El niño Toulouse lloró, desde pequeño». Tomás Bartolomé

image

El niño Toulouse lloró

Desde pequeño

Henri de Toulouse-Lautrec. 24 de noviembre de 1864. Albi (Francia). 9 de septiembre de 1901. Saint-André-du-Bois (Francia), 36 años.

– «A causa de la endogamia, el niño no nació bien, nosotros sus padres éramos primos en primer grado, pertenecíamos a la aristocracia; el pequeño Toulouse, nació el 1864 en el castillo de Albi (cerca de Burdeos).»Mi marido el Conde Alphonse, nunca quiso a nuestro hijo, sabía que la alta sociedad nunca lo aceptaría, y él, era un noble».

image

Monsieur Boileau. 1893.

La consanguínidad tiene estos riesgos, y todo, la mayoría de las veces se produce por el único afán de juntar grandes capitales, tierras y casas. Cuando el niño Henri tenía cuatro años el Conde Alphonse y Adele se separaron. Nuestro artista es débil y enfermizo. A los 10 años, su enfermedad se muestra con especial crudeza, su madre lo intenta todo, lo lleva a los mejores médicos, pero no sólo el niño no mejora, sino que la enfermedad se agrava rompiendose Toulouse los fémures de ambas piernas.

–  «Y pensar que yo no pintaría si tuviera dos piernas»

Toulouse y Adele se trasladan a París. El pintor de 17 años, recibe clases de dibujo y pintura de diferentes artistas, pero a Toulouse Lautrec, lo que de verdad le interesa es la figura humana, los paisajes, tan de moda, a él no le inspiran.

image

Con solo veinte años se instala en el tercer piso de una vivienda en la colina de Montmartre, su vecindad está compuesta de  pintores, buscavidas, artistas y trabajadores de los diferentes cabarets que pueblan la zona. De uno de ellos se hace asiduo (El Moulin Rouge), y Lautrec bohemio, noble, y por encima de todo pintor se convierte, en algo más que un buen cliente.

image

Algunas noches dibuja desde su mesa; junto a su inseparable verde azulada absenta, retrata a las bailarinas fuera y dentro de las bambalinas; al ser un cliente apreciado, puede permitirse dibujar incluso dentro de los camerinos. Siempre trató Lautrec a estas mujeres con respeto, llegó a considerarlas como amigas, las ayudó y ellas le ayudaron también a él; estas se convirtieron así en sus principales modelos y en casi su familia.

Toulouse lautrec, tiene 26 años cuando viaja a Londres donde conoce personalmente a Oscar Wilde del qué realiza un retrato.

image

Retrato de Oscar Wilde. 1895.

Alcanza el éxito en vida; carteles publicitarios, e ilustraciones para revistas le hicieron muy popular; sin embargo, sus óleos no fueron tan conocidos.

image

El bebedor 

Toulouse Lautrec con solo 33 años, tiene importantes problemas de salud, derivados de su alcoholismo, asi, se agravan sus ataques nerviosos, llegando a sufrir trastornos como el Delirium Tremens. Solo 2 años después es internado en un sanatorio mental, donde sigue pintando (pinturas sobre el circo).

image

A los 37 años Toulouse Lautrec fallece en Saint André De Bois.

Toulouse Lautrec. «El niño Toulouse lloró, desde pequeño».

Toulouse Lautrec. Pintura. Pintores. Lautrec. Toulouse. Endogamia. Consanguinidad.

, , ,

Fotografia. Mindor. A veces siento mi sangre correr en oleadas

Fotografia. MINDOR

De nuevo Mindor, nos transporta con sus imágenes, que sugieren momentos, que relacionan sucesos, que nos transportan vivencias… Belleza en estado puro. Colores, claroscuros, una granada quebrada, que se desangra herida, sobre un bello fondo de oscuro raso irisado.

La Fuente de Sangre

A veces siento mi sangre correr en oleadas
lo mismo que una fuente de rítmicos sollozos
la oigo correr en largos murmullos
pero en vano me palpo para encontrar la herida.

A través de la ciudad, como un campo cerrado
va transformando las piedras en islotes
saciando la sed de cada criatura
y coloreando en rojo toda la natura

A menudo he pedido a estos vinos
aplacar por un solo día el terror que me roe
el vino torna el mirar más claro y el oído más fino.

He buscado en el amor un sueño de olvido
mas para mí el amor es un lecho punzante
hecho para dar de beber a esas mujeres crueles

Charles Baudelaire

Fotografia. Mindor. A veces siento mi sangre correr en oleadas

Fotografía. Fotógrafos. Mindor. La fuente de la sangre. Baudelaire

 

 

,

Goya. Enamorado, «Él estuvo enamorado». Para ella tal vez fue solo, una provocadora y morbosa coquetería

image

Duquesa de Alba vestida de negro. 1797.

GOYA ENAMORADO

María Pilar Teresa Cayetana  de Silva Álvarez de Toledo y Silva Bazán. La Duquesa de Alba, es la mujer más retratada por el pintor, «él estuvo enamorado», para ella tal vez solo fuera una provocadora y morbosa coquetería.

MARÍA TERESA murió, tenía solo 4o años. En julio de 1802 cuando se encontraba residiendo en su magnífico Palacio de Buenavista sito en la céntrica Calle del Barquillo de la capital de España fue tristemente visitada de urgencia, por la que nunca descansa. La Duquesa que era viuda falleció sin descendencia aunque antes adoptó a una niña negra llamada María de la Luz, de la que hasta el momento, misteriosamente, se ha perdido el rastro.

¿DE QUE MURIÓ LA DUQUESA?

La causa de su muerte parece ser que fue un sincope, aunque claro; en la villa y corte corrieron muchos rumores y las lenguas de vencíndona, divagaron ampliamente sobre el suceso; se chismorreó que podría haber sido envenenada y también, que la causa más probable habría sido una enfermedad de transmisión sexual. Nada de esto ha sido probado nunca. Un sincope del que  nunca se recuperó acabó con ella en poco más de un mes y sin haber recuperado la consciencia. María Tresa, murió en una situacion económica muy difícil pues tenía grandes deudas.

Nunca se ha podido demostrar que  Goya tuviera una relación amorosa con María Teresa, pero parece asegurado que el pintor  la amaba. Esto parece confirmarlo el retrato  «Duquesa de Alba vestida de negro» en la que la aristócrata, señala con el dedo el texto que tiene a sus pies y que reza… «Solo Goya 1797«

GOYA ACUSADO

En 1803 el pintor es investigado por la Santa Inquisición a la que le interesa, su serie de grabados «Los Caprichos». Así pues, la Compañía de la Cruz Verde los consideraba anticlericales y por supuesto inmorales, también miran con lupa «La Maja Desnuda», según decían era una impudicia que nadie debería contemplar. ¡Pasó miedo!…, ¡le avisaron de que andaban tras él!

image

ENSAYOS. Estampa. Numero 60. De la serie «Los Caprichos». 1799.

Nuestro genio se siente acosado por el santo tribunal, pero se le ocurre una solución ingeniosa, el astuto aragonés, se los quitará de encima cediéndo «Los Caprichos», al Rey Carlos IV, Rey del que GOYA era Pintor de Cámara por lo que además  de la gratitud Real por el regalo, el pintor recibe  una renta de 1200 reales al año y además, y lo más importante, deja fuera de juego a los censores de la Santa Inquisición que como sabuesos sedientos de sangre y protagonismo andaban tras sus sordos pasos. ¡Una jugada maestra del genial pintor!

GOYA RICO

En la época en que vivió Francisco de Goya los pintores sobre todo realizaban retratos

El retrato estaba de moda y GOYA pintó muchos y ganó mucho dinero. ¡GOYA se hizo rico! Aparte de su sueldo de funcionario, el genial aragonés, tenía clientes muy poderosos y acaudalados que le pagaban muy bien por su trabajo, así pues, el artista se hizo con una buena fortuna que supo invertir convenientemente. Fue uno de los principales accionistas del Banco Nacional de San Carlos, precedente de lo que hoy conocemos como Banco de España.

Mercado del Arte. Actualmente una serie completa de 80 grabados de «Los Caprichos» fue subastada en Nueva York por un millón de euros.

image

«La Duquesa de Alba vestida de negro», detalle. Esta pintura fue realizada por Francisco de Goya, en 1797 en el Palacio del Coto de Doñana, propiedad de la DUQUESA DE ALBA, a la que siguió el pintor cuando esta enviudó. En la pintura, sobre la arena de la playa puede leerse… «Solo Goya 1797». La Duquesa, lleva puesto en un dedo de la mano que señala esta leyenda, dos anillos yuxtapuestos con las palabras, «Alba», en uno, y en el otro, «Goya». Actualmente el cuadro se encuentra expuesto en La Hispanic Society de Nueva York.

Goya Enamorado, Acusado, y Rico. Tomás Bartolomé

Francisco de Goya. Goya. Pintura. Pintores.  Goya y la Duquesa de Alba. Goya Enamorado. Goya Rico. Mercado del Arte.

, ,

Acuarela. Pintor, modelo y naturaleza. Esperanza. La caja de Pandora

Pintor, modelo y naturaleza. Tomás Bartolomé.

Pintor, modelo y naturaleza. Tomás Bartolomé.

Acuarela. Pintor, modelo y naturaleza. 2016. 

Watercolor. Painter, Model and nature . 2016.

La Esperanza del pintor que pinta a su modelo, es que su obra sobreviva eternamente, un ansia de supervivencia que significaría, que su arte es valorado, y que además, cumple su fin, como medio y elemento fundamental, de la belleza, la expresión, y la comunicación.

La Esperanza aparece en La Caja de Pandora, Caja, Contenedor Griego, Tinaja Ovalada; mas citada como caja, se le atribuye a Pandora, la primera mujer, (creada por Efesto), feo y cojo, (Dios del fuego, y la forja, de los escultores, y los metales), una especie de Vulcano que pintara Velázquez.

LA CAJA DE PANDORA

El atrevido Prometeo hurtó el fuego de Zeus, para después ofrecérselo a los hombres. Zeus quiso vengarse, y se le ocurrió la siguiente treta; entonces, creó a pythos, un terrible jarrón que albergaba en su interior todos los males y se lo entregó, junto a Pandora, (que portaba la vasija como regalo de bodas), al hermano de Prometeo (Epitemeo. Que se casa con ella). Los dioses habían dotado a Pandora de una curiosidad exacerbada

Había una condición y una celada, (la vasija o caja), no seria abierta bajo ningúna circunstancia. La curiosidad de Pandora hizo, que sin poder resistirse abriera la tinaja, ¡para que lo hiciera! de ella entonces, como feos y extravagantes seres, hicieron aparacicion, todos los males del mundo; al verse sorprendida, la pobre a duras penas logro cerrarla… mas en el fondo, solo quedó, Elpis, el espíritu de la esperanza.

DICE LA ESPERANZA UN DÍA

Dice la esperanza: Un día
la verás, si bien esperas.
Dice la desesperanza:
Sólo tu amargura es ella.
Late, corazón… No todo
se lo ha tragado la tierra.

Antonio Machado

image

El pintor y la modelo. 1963. Picasso.

Pronto se hizo referencia a este hecho, en sentido coloquial, y desde entonces, abrir, una Caja de Pandora, pasó a significar, que tal vez una acción que en principio pudiera parecer inofensiva, o pequeña, pudiera ser sin embargo, el detonante de algo odioso, y así, desatarse a partir de una fútil accion doméstica sin la menor importancia, catastróficas o terribles consecuencias.

Al final al rescate. a veces como ocurre con el artista y su obra, solo queda la Esperanza, allá, en el fondo de la vasija, la eterna, y benéfica permanencia.

Acuarela. Pintor, modelo y naturaleza. Esperanza. La caja de Pandora. Tomás Bartolomé.

Acuarela. Pintura. Tomás Bartolomé. Pintor, modelo y naturaleza. Pintores. Esperanza. La esperanza. La caja de Pandora. Pandora.

 

, , ,

Cardoso. Acuarela. «La creación es un templo de pilares vivientes». Baudelaire

image

Acuarela. Paisaje. Cardoso.

Cardoso. «El artista que juega con el agua», nos presenta hoy este magnifico paisaje que nos  transporta  por idílicos caminos, entre varetas y retama, (como Camarón), sus venas azuladas, los colores del sur; los bisoños descubrimientos deslumbrantes y matemáticamente soñados por Paul Klee, en el claro infinito horizonte del tranquilo y cálido Mar Mediterráneo… La veraz luz , que te arrebata, te transporta…, te seda.

«El mar está cerca; la ciudad se aletarga a la hora de la siesta». TbArt

image  image

Correspondencias

La Creación es un templo de pilares vivientes
Que a veces salir dejan sus palabras confusas;
El hombre lo atraviesa entre bosques de símbolos
Que lo contemplan con miradas familiares. 

Como los largos ecos que de lejos se mezclan
Con una tenebrosa y profunda unidad,
Vasta como la luz, como la noche vasta,
Se responden sonidos, colores y perfumes. 

Hay perfumes tan frescos como carnes de niños,
Dulces tal como oboes, verdes cual las praderas
Y hay otros, corrompidos, ricos y triunfantes,
Que tienen la expansión de cosas infinitas,
Como el almizcle, el ámbar, el benjuí y el incienso,
Que cantan los transportes de sentidos y espíritu.

Charles Pierre Baudelaire. París 1821-1867.

image  image

Cardoso. Acuarela. «La creación es un templo de pilares vivientes que a veces salir dejan sus palabras confusas». Baudelaire.

Pintura. Cardoso. Pintores. Acuarela. Poesía. Baudelaire. Correspondencias. Camarón. Paul Kiee.