,

Exposiciones. Lautrec Picasso. Museo Nacional Thyssen Bornemisza.

Exposiciones. Museo Nacional Thyssen Bornemisza
Toulouse Lautrec versus Pablo Picasso
Del 17 de octubre de 2017 al 21 de enero de 2018

Afinidades y coincidencias

Retrato de Toulose Lautrec. Foto vía internet.

Henry de Toulouse Lautrec 24 de noviembre Albi (Francia) 1864, Albi. 9 de septiembre de 1901 (infarto de miocardio), Saint-André-du-Bois. Solo tenía 36 años.

Pablo Picasso (Málaga) 25 de octubre de 1881. Mougins 8 de abril de 1973. Con 86 años.

Autorretrato, 1886. Pablo Picasso.

Solo 17 años separaron a los dos genios.

El conde, hijo de un conde y el hijo de un profesor de arte juntos. Uno rico y enfermizo, el otro sin dinero, y con la salud de un minotauro. Enlazados los dos, bajo un mismo hechizo.

En el circo; entrada en pista, (1899. Tiza negra y de color sobre papel. Henri de Toulouse Lautrec. Uno de los cuadros de esta magnífica muestra.

Dos grandes pintores cara a cara, dos grandes pintores, que se encuentran reunidos y dialogan con fluidez en las salas del museo de la baronesa “Tita Cervera”, (coleccionista y filántropa), unidos. Dos artistas a las que tantas cosas unen, aunque no todas, y sin comparar.

Lautrec vivió 36 años, Picasso 50 años más. Exiliados, cada uno a su manera, bohemios, mas siempre conscientes. Pintaron los dos, los cabarets, las mujeres, los caballos. Retrataron a sus amigos, y a sus amores.

Un centenar de obras distribuidas y agrupadas bajo diferentes epígrafes:

Bohemios. Los 2 en un París, que chorreaba pintura, y cambio
Vagabundos. Los 2 errantes (aunque enfocados) y, marginados voluntarios, y voluntariosos
Bajos fondos, extravagancia y vulgaridad, inevitable y agotadora
Ellas un motivo común, intimas, amenazadoras, o dulces y familiares
Eros recóndito desnudo y erotismo, brutalidad y compasión

Arlequin sentado. París. 1905. Pablo Picasso. Uno de las obras de arte de esta magnífica exposición.

En muchos de los cuadro, a lo largo de la muestra, podremos observar la evolución del arte contemporáneo, los dos artistas juntos, en plena ebullición portando la antorcha del cambio.

La exposición en la que se nos mostraron obras de arte con mayúsculas, fué, por supuesto muy recomendable, y la fusión, en este caso funcionó muy bien. Los 2 geniales pintores, a veces en el discurrir de sus caminos artísticos, se encuentran tan cerca, que se funden con dulce suavidad.

Exposiciones. Lautrec Picasso. Museo Nacional Thyssen Bornemisza.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *