, ,

Literatura. El Libro. The Book. Lovecraft/Barceló

image

Escultura. Miquel Barceló.

The Book -El Libro-Howard Phillips Lovecraft.

El bueno de H.P Lovecraft, nunca estuvo satisfecho con sus composiciones poéticas (de hecho escasas), pero el texto de El libro desde el minuto uno, está cargado densamente, de una atmósfera tal, que incluso se podría cortar con el filo de un cuchillo romo. De Barceló, os diré que es uno de mis artistas favoritos, al que admiro, por su valentía y arriesgada búsqueda, siempre colmada de arte, por su orientada inspiración, y por su…, transpiración.

Seguidamente, el raro poema de Lovecraft en inglés y español, y dos pinturas de Miquel Barceló

LOVECRAFT-BARCELÓ

The Book. (1929)
The place was dark and dusty and half-lost
In tangles of old alleys near the quays,
Reeking of strange thing brought in from the seas,
And with queer curls of fog that west winds tossed,
Small lozenge panes obscured by smoke and frost,
Just showed the books, in piles like twisted trees,
Rotting from floor to roof-congeries
Of crumbling elder lore at little cost.

I entered, charmed, and from a cobwebbed heap
Took up the nearest tome and thumbed it through,
Trembling at curious words that seemed to keep
Some secret, monstrous if only one knew

Then, looking for some seller old in craft,
I could find nothing but a voice that laughed.

Howard Phillips Lovecraft

image

El Libro. Miquel Barceló

El lugar era oscuro y polvoriento y medio perdido
en una maraña de viejos callejones junto a los muelles,
apestando a algo extraño traído de los mares,
y con curiosos jirones de niebla que el viento del oeste dispersaba.
Pequeños pedazos romboidales, oscurecidos por el humo y la escarcha,
solo mostraban la pilas de libros, como árboles retorcidos
pudriéndose del suelo al techo… acumulación
de un saber antiguo que se desmoronaba a bajo coste.

Entré, hechizado, y de un montón cubierto de telarañas
cogí el volumen más cercano y lo hojeé al azar,
temblando al leer raras palabras que parecían guardar
algún secreto, monstruoso si uno lo supiera.

Después, buscando algún vendedor versado en el oficio,
no pude encontrar más que una voz que reía.

Howard Phillips Lovecraft

image

Pintura. Miquel Barceló

El 27 de Abril de 2017, Barceló realizó su última exposición en España (El Arca de Noé), hasta el momento, con motivo de la celebración del 800 aniversario de la Universidad de Salamanca; también recibió el artista, en la capital charra, el título de Doctor Honoris Causa de dicha centenaria institución académica, en la que por supuesto, visitó su magnífica biblioteca.

Literatura. El Libro. The Book. Howard Phillips Lovecraft. 1929. Poesía. Miquel Barceló.

Literatura. Escritores. Howard Phillips Lovecraft. Lovecraft. Poesía. The Book. El Libro. Barceló. Miquel Barceló. Arte

, ,

Velázquez/Equipo Crónica, versus García Lorca y los niños

LAS MENINAS. 1970. EQUIPO CRÓNICA

Velazquez transportado en un viaje en el tiempo, se encuentra a sus meninas versionadas, su impresionante pintura convertida por el tiempo, en un icono, en una imagen, que llegó para permanecer eternamente, y que hoy, sigue inspirando a los artistas.

LAS MENINAS. 1656. VELÁZQUEZ

VELAZQUEZ/EQUIPO CRÓNICA VERSUS GARCÍA LORCA Y LOS NIÑOS

Los niños son protagonistas, y el maestro sevillano sitúa a la infanta Margarita de Austria, arropada por sus sirvientas, que también son niñas como ella, en segundo término, sitúa Velázquez, el mundo más serio de los adultos.

BALADA DE LA PLACETA

Cantan los niños
En la noche quieta:
¡Arroyo claro,
Fuente serena!
LOS NIÑOS
¿Qué tiene tu divino
Corazón en fiesta?
YO
Un doblar de campanas,
Perdidas en la niebla.
LOS NIÑOS
Ya nos dejas cantando
En la plazuela.
¡Arroyo claro,
Fuente serena!
¿Qué tienes en tus manos
De primavera?
YO
Una rosa de sangre
Y una azucena.
LOS NIÑOS
Mójalas en el agua
De la canción añeja.
¡Arroyo claro,
Fuente serena!
¿Qué sientes en tu boca
Roja y sedienta?
YO
El sabor de los huesos
De mi gran calavera.
LOS NIÑOS
Bebe el agua tranquila
De la canción añeja.
¡Arroyo claro,
Fuente serena!
¿Por qué te vas tan lejos
De la plazuela?
YO
¡Voy en busca de magos
Y de princesas!
LOS NIÑOS
¿Quién te enseñó el camino
De los poetas?
YO
La fuente y el arroyo
De la canción añeja.
LOS NIÑOS
¿Te vas lejos, muy lejos
Del mar y de la tierra?
YO
Se ha llenado de luces
Mi corazón de seda,
De campanas perdidas,
De lirios y de abejas,
Y yo me iré muy lejos,
Más allá de esas sierras,
Más allá de los mares
Cerca de las estrellas,
Para pedirle a Cristo
Señor que me devuelva
Mi alma antigua de niño,
Madura de leyendas,
Con el gorro de plumas
Y el sable de madera.
LOS NIÑOS
Ya nos dejas cantando
En la plazuela.
¡Arroyo claro,
Fuente serena!
Las pupilas enormes
De las frondas resecas,
Heridas por el viento,
Lloran las hojas muertas.

Federico García Lorca

Velázquez/Equipo Crónica, versus García Lorca y los niños

Velázquez. Las meninas. Equipo crónica. García Lorca. Arte. Literatura

, , ,

Fotografía. Mindor. «Desde que estoy ausente no sé sino soñar»

 

Fotografia. MINDOR

Minimalismo, color, composición, en una belleza de ocres tierra, marrones, marrón tabaco, gris salmón, gris humo, negro. Reducida paleta de pintor. Sencillez, sofistificacion, y calma…, el Zen horiental en tierras de Castilla, la naturaleza sobria y elegante de sus campos, de sus casas, de sus vecinos.

A veces las palabras sobran, es mejor callar, y tocar con la mirada (detenerse), las cosas que sólo pueden verse con el corazón…

«❤️ Las rosas tienen alma? Bellas son las hojas secas 🍁🍁🍁, que en otoño 🍂🍂🍂, el funcionario barre». Tomás Bartolomé

TUS CARTAS SON UN VINO

Tus cartas son un vino
que me trastorna y son
el único alimento para mi corazón.

Desde que estoy ausente
no sé sino soñar,
igual que el mar tu cuerpo,
amargo igual que el mar.

Tus cartas apaciento
metido en un rincón
y por redil y hierba
les doy mi corazón
.

Aunque bajo la tierra
mi amante cuerpo esté,
escríbeme, paloma,
que yo te escribiré.
Cuando me falte sangre
con zumo de clavel
,
y encima de mis huesos
de amor cuando papel.

Miguel Hernández

Fotografía. Mindor. Desde que estoy ausente no sé sino soñar, igual que el mar tu cuerpo, amargo igual que el mar. Miguel Hernández

FOTOGRAFIA. MINDOR. FOTOGRAFOS. POESÍA. TUS CARTAS SON UN VINO. MIGUEL HERNÁNDEZ

, , ,

Arte. Imperio Mexica. Óleo/Mixta. «Ad aeternam la imagen en la imaginación del hombre”

image

Imperio Mexica. (2014). Tomás Bartolomé

Oil/Mixta. 2015. 35 cm Largo. 27 cm

image

Gambito de caballo en Troya. (Parte del poema).

Ad aeternam la imagen en la imaginación del hombre; la nube como abalorio, como ojo, como L que alguien trazó en el aire. el caballo que murió con las patas rotas y el vientre abierto como reja o ventana; los guerreros que introdujeron los filos en su desesperación como a una funda, como a una aljaba.
Homero Aridjis

image

Interesados en esta pintura más información, e mail, contacto@tomasbartolome.com

Pintura. Imperio Mexica. Óleo/Mixta. 2015. Tomás Bartolomé. Ad aeternam la imagen en la imaginación del hombre; la nube como abalorio, como ojo, como L que alguien trazó en el aire.

Pintura. Tomás Bartolomé. Pintores. Imperio Mexica. Óleo/Mixta

, , ,

Acuarela. Cardoso. ¡Hoy el espacio es fabuloso! sin freno, espuelas o brida

image

ACUARELA. CARDOSO

:::::::::::

CARDOSO. Artista. Pintor, Escultor

Creo que esta magnifica acuarela de Cardoso, ilustrará hoy muy bien, algo (un bocado), de la atormentada obra del pertinente, excelso, y aún maldito poeta parisino.

BAUDELAIRE

Charles Baudelaire. París, 9 de abril de 1821, 31 de agosto de 1867. Poeta, escritor, ensayista, traductor, crítico de arte.

Una de sus obras más relevantes. Las flores del mal, comprende una colección de poemas, (casi la totalidad de su producción artistica), que con el tiempo, se ha convertido en imprescindible; de ella se realizaron 3 ediciones en los años, 1857/61/68. La del 1868 es una edición póstuma, en todas ellas se van eliminando algunos poemas (prohibidos), y añadiendo otros nuevos.

 

LAS FLORES DEL MAL

En EL ALMA DEL VINO uno de los poemas que componen Las flores del mal Baudelaire escribe…

-Una noche el alma del vino cantó en las botellas:

«¡Hombre hacia ti elevo ¡oh! querido desheredado,

Bajo mi prisión de vidrio y mis lacres bermejos,

Una canción colmada de luz y de fraternidad!

Charles Baudelaire (fragmento)

EL VINO DE LOS AMANTES También en Las flores del mal escribió Baudelarie este poema…

¡Hoy el espacio es fabuloso!
Sin freno, espuelas o brida,
Partamos a lomos del vino
¡A un cielo divino y mágico!

Cual dos torturados ángeles
Por calentura implacable,
En el cristal matutino
Sigamos el espejismo.

Meciéndonos sobre el ala
De la inteligente tromba
En un delirio común,

Hermana, que nadas próxima,
Huiremos sin descanso
Al paraíso de mis sueños.

Charles Baudelaire. París 1821/67

 

Acuarela. Cardoso. ¡Hoy el espacio es fabuloso! sin freno, espuelas o brida partamos a lomos del vino ¡A un cielo divino y mágico!

Acuarela. Cardoso. Pintores. Pintura. Poesía. Baudelaire. Escritores. Poesía. Las flores del mal. Arte. Literatura 

, , ,

Fotografía. Mindor. «Un cielo gris, un horizonte eterno y andar…, andar»

image

Fotografía. MINDOR

En la Fotografia de Mndor pareciera que el campo arde, que escupe caliente azufre, y que el azafrán suave de vainilla ya tostado, se acabará quemando.

Atmósfera 

Ardiendo el lineal cercado está,

mas la mies ya fue recogida.

Quemando la soledad,

gamas naranjas/rojizas, rojos/marrones;

fenómeno atmosférico,

cambio predicho…

¡Y ahora que!

Tomás Bartolomé

Rima LVI

Hoy como ayer, mañana como hoy
¡y siempre igual!
Un cielo gris, un horizonte eterno
y andar…, andar.
Moviéndose a compás como una estúpida
máquina, el corazón;
la torpe inteligencia del cerebro
dormida en un rincón.
El alma, que ambiciona un paraíso,
buscándole sin fe;
fatiga sin objeto, ola que rueda
ignorando por qué.
Voz que incesante con el mismo tono
canta el mismo cantar;
gota de agua monótona que cae,
y cae sin cesar.
Así van deslizándose los días
unos de otros en pos,
hoy lo mismo que ayer…, y todos ellos
sin goce ni dolor.
¡Ay!, ¡a veces me acuerdo suspirando
del antiguo sufrir…
Amargo es el dolor; ¡pero siquiera
padecer es vivir!

Gustavo Adolfo Bécquer

Fotografía. Mindor. Hoy como ayer, mañana como hoy ¡y siempre igual! Un cielo gris, un horizonte eterno y andar…, andar.

FOTOGRAFIA. MINDOR. FOTÓGRAFOS. POESIA. BÉCQUER

,

Literatura. Larra. Escritor, romantico y enamoradizo

image

Mariano José de Larra. Madrid 24 de marzo de 1809. Madrid 13 de febrero de 1837.

El Figaro, Duende, Bachiller, El Pobrecito Hablador…

Fueron algunos de los seudónimos que utilizaba el escritor y con ellos firmaba sus ácidas críticas.

Mariano José de Larra, hijo de un médico madrileño afrancesado, por lo que la familia tuvo que exiliarse a Francia siguiendo en su huida a «Pepe Botella» (José Bonaparte), hermano de Napoleon y Rey de España, cuando este abandona Madrid después del levantamiento español, contra el ejército frances; entonces Larra, sólo tenía 4 años…, y su padre había ejercido como cirujano al lado de las tropas francesas.

Tenía 9 años cuando él y su familia regresaron a Madrid. Habían permanecido cinco años en el exiio, hasta que finalmente fueron amnistiadados por el Rey Fernando VII. El padre del escritor ya políticamente rehabilitado, comenzó de nuevo a ejercer su profesión, y fue el médico personal de Francisco de Paula, hermano del rey.

Contaba 19 años Larra, cuando edita su propia publicación literaria; son una serie de cuadernos, donde el escritor usando la crítica, satiriza a la sociedad, y la política.

image

Larra. Dibujo/Tinta/Papel. By TbArt

Firmaba, Mariano Jose de Larra, como «El duende satírico del día». Es por entonces, un dandy en su manera de vestir. Bohemio, mujeriego, y enamoradizo, se complicaría siempre, con amores imposibles, lo que le provocó a menudo un gran sufrimiento emocional. Tal vez este sufrimiento, haya sido el gran generador, y la llama creativa, del que está considerado, como uno de los escritores románticos más importantes, de las letras ibéricas.

Su vida doméstica 

«Con 20 años el escritor se casa con Josefa wetoret, sería un gran error». No tardarían mucho tiempo en separarse. Tuvieron tres hijos.

El escándalo pasa a escena

Solo un año después de su boda con Josefa Wetoret, Larra, conoce a Dolores Armijo.

Dolores Armijo está casada, y es la esposa del hijo de un conocido abogado de la época, aún así, se convierten en amantes, y reconoce el madrileño, que está trastornado por la bella, culta y refinada, aunque un poco, cursi, miedosa, y aburguesada dama, que fatalmente, nunca acaba de decidirse.

¡El artista sufre y crea!

Entonces aumenta la tensión y el pistón sube y baja frenéticamente desbocado.

La relación se convierte en algo tormentoso, y el morbo, como un algo baboso y excitante, en línea de lo que siempre busca el autor en el amor, impregna todos sus sentidos. En 1884 Mariano José de Larra se separa de su legítima  mujer, Josefa Wetoret, con la que tiene dos hijos y uno que viene en camino. Dolores Armijo también se separa de su marido, que es hijo del importante abogado marileño, Cambronero.

«Cambronero» el marido de Dolores Armijo es destinado a Manila, Filipinas, donde ocupa un alto cargo de funcionario; mientras tanto ella se retira a su casa de Extremadura, para después establecerse en Ávila, donde vive en casa de un tío suyo. Mariano José de  Larra se encuentra  fuera de España visitando varías capitales europeas. A su regreso el escritor continúa frecuentando a Dolores Armijo, pero ella está llena de dudas. Finalmente Dolores confusa y asustada, decide volver con su marido, solo dos años después de su separación.

LA TRAGEDIA ESTÁ SERVIDA

Cerca del Palacio Real en la calle Santa Clara, de Madrid, habita nuestro protagonista y hacía allí se dirige un día frío y lluvioso, mediando el mes de febrero, Dolores Armijo con una de sus cuñadas; juntas atraviesan la Plaza de Oriente y suben al tercer piso, ya en la casa del artista, Dolores, su prenda más amada, su bien más preciado, le comunicará al escritor, algo que este, no podrá soportar… Su decisión final, e irrevocable, de regresar junto a  su esposo.

El mazazo resulta ser definitivo…

DESENLACE SUICIDIO

No habían llegado Dolores Armijo y su cuñada muy lejos, cuando un estremecimiento caló a las dos mujeres hasta los tuétanos, un violento calambre las sacudió de arriba abajo; hasta las rodillas acusaron la flojera. Algo oyeron que parecía un tiro, y temblaron de frío… De repente, y como si de un mal presentimiento se tratara, al unísono, volvieron las cabezas hacia la casa del triste enamorado. Larra yacía en ese mismo momento muerto, en el suelo de la sala de estar de su vivienda. Sobre un gran charco de sangre, descansaba ahora la laureada cabeza del insigne escritor, uno de los máximos representantes del romanticismo español. Mariano Jose de Larrra se disparó un tiro en la sien derecha, sólo tenía 27  años. Había nacido en Madrid en 1809. Se suicidaba por un amor no correspondido.

En Vuelva usted mañana, LARRA escribe…

«Lector de mi alma te declararé que de tantas veces como estuve en esta vida desesperado, ninguna me ahorqué y siempre fue por pereza» iParece que desgraciadamente, el escritor al fin, terminó venciendo, al tan común pecado capital!

Mariano Jose de Larra se suicidó a los 27 años, ¿Porque lo hizo?

Mariano José de Larra. Larra. Literatura. Románticismo. Escritor. Escritores. Suicidio. Madrid, Dolores Armijo

,

“Cuando Narciso murió, el río de sus delicias se transformó de una copa de agua dulce en una copa de lágrimas saladas”

image

Foto, by TbArt

EL DISCÍPULO

Cuando Narciso murió, el río de sus delicias se transformó de una copa de agua dulce en una copa de lágrimas saladas, y las Oréades vinieron llorando por los bosques a cantar junto al río y a consolarle.

Y cuando vieron que el río habíase convertido de copa de agua dulce en copa de lágrimas saladas deshicieron los bucles verdes en sus cabelleras y gritaban al río y le decían:

-No nos extraña que le llores así. ¿Cómo no ibas a amar a Narciso con lo bello que era?

¿Pero Narciso era bello?

-¿Quién mejor que tú puede saberlo? -respondieron las Oréades- Nos despreciaba a nosotras, pero te cortejaba a ti, e inclinado sobre tus orillas, dejaba reposar sus ojos sobre ti, y contemplaba su belleza en el espejo de tus aguas.

Y el río contestó:

-Si amaba yo a Narciso, era porque, cuando inclinado en mis orillas, dejaba reposar sus ojos sobre mí, en el espejo de sus ojos veía reflejada yo mi propia belleza.

Oscar Wilde. El Discípulo. Cuando Narciso murió, el río de sus delicias se transformó de una copa de agua dulce en una copa de lágrimas saladas…

Foto, by TbArt

OSCAR WILDE. EL DISCÍPULO. NARCISO. BELLEZA. LITERATURA. ESCRITORES. NARCISISMO. NARCISISTA. WILDE

,

Elouard. Libertad. “En el quicio de mi puerta en los objetos familiares escribo tu nombre”

 

Autorretrato. (1840). Gustave Courbet

:::::::::::::::::::::::::::

Agosto, un pequeño pueblo, una cocina en el claroscuro de la tarde sumisa, de color gris perla. Trazas suaves de ceniza en el aire, una cuerda cuelga en el desván, sola, olvidada, suspendida; proyectada lánguida, sorbe… Sobre el sediento maderamen de suelo café con leche, una delineada, y delgada fría sombra, color tabaco.

En la paz, de la pequeña, encalada, y sencilla blanca cocina, mientras tanto parece que guisaba Gustav Jung.

LIBERTAD

En mis cuadernos de escolar
en mi pupitre en los árboles
en la arena y en la nieve
escribo tu nombre.
En las páginas leídas
en las páginas vírgenes
en la piedra la sangre y las cenizas
escribo tu nombre.
En las imágenes doradas
en las armas del soldado
en la corona de los reyes
escribo tu nombre.
En la selva y el desierto
en los nidos en las emboscadas
en el eco de mi infancia
escribo tu nombre.
En las maravillas nocturnas
en el pan blanco cotidiano
en las estaciones enamoradas
escribo tu nombre.
En mis trapos azules
en el estanque de sol enmohecido
en el lago de viviente lunas
escribo tu nombre.
En los campos en el horizonte
en las alas de los pájaros
en el molino de las sombras
escribo tu nombre.
En cada suspiro de la aurora
en el mar en los barcos
en la montaña desafiante
escribo tu nombre.
En la espuma de las nubes
en el sudor de las tempestades
en la lluvia menuda y fatigante
escribo tu nombre.
En las formas resplandecientes
en las campanas de colores
en la verdad física.
escribo tu nombre.
En los senderos despiertos
en los caminos desplegados
en las plazas desbordantes
escribo tu nombre.
En la lámpara que se enciende
en la lámpara que se extingue
en la casa de mis hermanos
escribo tu nombre.
En el fruto en dos cortado
en el espejo de mi cuarto
en la concha vacía de mi lecho
escribo tu nombre.
En mi perro glotón y tierno
en sus orejas levantadas
en su patita coja
escribo tu nombre.
En el quicio de mi puerta
en los objetos familiares
en la llama de fuego bendecida
escribo tu nombre
.
En la carne que me es dada
en la frente de mis amigos
en cada mano que se tiende
escribo tu nombre.
En la vitrina de las sorpresas
en los labios displicentes
más allá del silencio
escribo tu nombre.
En mis refugios destruidos
en mis faros sin luz
en el muro de mi tedio
escribo tu nombre.
En la ausencia sin deseo
en la soledad desnuda
en las escalinatas de la muerte
escribo tu nombre.
En la salud reencontrada
en el riesgo desaparecido
en la esperanza sin recuerdo
escribo tu nombre.
Y por el poder de una palabra
vuelvo a vivir
nací para conocerte
para cantarte
Libertad

Libertad. Paul Eluard

Literatura. Libertad. Paul Eluard. En el quicio de mi puerta en los objetos familiares en la llama de fuego bendecida escribo tu nombre

Literatura. Escritores. Arte. Paul Eluard. Eluard. Libertad. Poesía

,

El Retrato de Dorian Gray. Oscar Wilde. Terror Gótico

EL TESORO DE BUBU. (2010). ALBERTO GARCÍA-ALIX

The Picture of Dorian Gray (El Retrato de Dorian Gray o El Cuadro de Dorian Gray). 1890. Oscar Wilde. Novela. Terror Gótico.

Glosa el valor intrínseco de la juventud y de la belleza.

Muestra la decadencia de una sociedad (la victoriana) enferma de cinismo, y aferrada a las formas, los convencionalismos, y la condena. La novela dio que hablar, en ella, existe una relación entre amigos, que deja entrever, algo más que una amistad, es así de esta manera, tristemente utilizada, en el juicio contra O W, (O. W. Es juzgado y condenado a 2 años de trabajos forzados por actos deshonestos), donde partes de la misma, son leídas públicamente en la celebración del horrible pleito, como prueba de la homosexualidad del escritor, un delito que entonces llevaba aparejado, un gemelo carcelario.

La novela, nos cuenta una historia llena de belleza, dañada de enfermas miasmas putrefactas. Las dos caras de una misma moneda, el Yin, y el Yang…

Un Pintor pinta un cuadro, que enseguida se revela como su obra cumbre, su obra maestra, mas no sabe que todos sufrirán por ello…, pagarán por ello un alto precio. En cuanto a las formas, todo comienza de una manera amena y elegante, todo paz y zen, mas estallará la tormenta repentinamente, y entonces lo podrido se podrá ver claramente, saldrá a la superficie, y es repugnante. Ni siquiera el bello y joven Dorian, el ufano retratado tan pagado de si mismo, percibe un mínimo presagio; así pues, sin hacer un juramento ni una petición formal, comenta, que daría lo que fuera por permanecer eternamente joven (Fausto se muestra pronto).

Dorian Gray, incluso llega a besar narciso, sus propios labios en la pintura del retrato aun fresco; donde cautivado, se mira en el manso lago, y absorto, observa su bello rostro, reflejado en el agua clara ¡Podía estarse así eternamente! Pero no… ¡Él necesita reconocimiento!

Personajes principales de la novela:

Basil Hallward, pintor y amigo de Dorian
Lord Henry Wotton, amigo crapula de Dorian y Hallward
Dorian Gray, protagonista de la novela.

El Pintor sabe que ha creado una gran obra maestra, y que este magnifico logro, se lo debe en gran parte a Dorian, entonces, en el salón de su casa, en la que también se encuentra su amigo lord Henry Wotton, enseña emocionado el cuadro aun reciente, a su amigo, a su joven y bello modelo… Veamos lo que sucede entonces.

EL RETRATO DE DORIAN GRAY. (Fragmento),

-¿No te gusta? -Exclamó Hallward al fin, un tanto herido por el silencio del muchacho y sin, entender lo que este hecho significaba.
Por supuesto que le gusta -dijo lord Henry-. ¿A quién no le gustaría? Es una de las cumbres del arte moderno. Te daré lo que me pidas por él. Tiene que ser mío.
-No es de mi propiedad, Harry.
-A quien pertenece?
-A Dorian por supuesto.
-Es alguien muy afortunado.
-¡Que triste es! -Murmuró Dorian con la vista aún clavada en su propio retrato-. ¡Que triste es! Me haré viejo, desagradable, y repulsivo. Pero este retrato seguirá siendo siempre joven. Nunca será más viejo que en este día de junio. ¡Ojalá fuera al revés! ¡Que yo pudiera ser siempre joven y el cuadro el que fuera envejeciendo! ¡Así es; no hay nada en el mundo que no diera a cambio!
A ti no te gustaría demasiado ese acuerdo, Basil -Exclamó lord Henry riendo-, Serían líneas muy duras para ti.
-Me opondría muy encarecidamente, Harry.
Dorian Gray se volvió y lo miró.
-Creo que lo harías, Basil. Pones tu arte por encima de tus amigos. No soy para ti más que una estatua de bronce. Quizás menos que eso, me atrevería a decir.
Hallward miraba estupefacto. Era tan impropio de Dorian hablar así. Que había ocurrido? Parecía casi furioso. Tenía el rostro encendido y las mejillas le ardían.

Literatura. El Retrato de Dorian Gray. Oscar Wilde. Terror Gótico

Escritores. Novela. Terror Gótico. El retrato de Dorian Gray. Oscar Wilde. Wilde. Literatura. Belleza. Juventud. Retrato. Fausto. Narcisismo. Arte