, , ,

Acuarela. Cardoso. Las horas que gentiles compusieron tal visión para encanto de los ojos. W S

 

image

ACUARELA. CARDOSO

Hoy os muestro una de sus magníficas acuarelas.

Cardoso, actualmente trabaja en nuevas obras que iré mostrando próximamente.

En su casa/estudio junto con, Negro su perro, al que encontró abandonado y que ahora es su fiel compañero y «testigo malcriado».

Cardoso…

«Pinta y explora caminos de jara, varetas y retama» a 50 metros del Río Tormes.

image       image

En su hogar, terraza-atalaya mirador y fortaleza, templa su elevado espíritu; el agua, los pinceles; y a horas…, convoca a la musas.

Las horas que gentiles compusieron

Las horas que gentiles compusieron

Tal visión para encanto de los ojos,

Sus tiranos serán cuando destruyan

Una belleza de suprema gracia:

Porque el tiempo incansable, en torvo invierno,          

Muda al verano que en su seno arruina;

La savia hiela y el follaje esparce

Y a la hermosura agosta entre la nieve.

Si no quedara la estival esencia,

En muros de cristal cautivo líquido,

La belleza y su fruto morirían

Sin dejar ni el recuerdo de su forma.

Mas la flor destilada, hasta en invierno,

Su ornato pierde y en perfume vive.

 WILLIAM SHAKESPEARE

Acuarela. Cardoso. Las horas que gentiles compusieron tal visión para encanto de los ojos. W S.

Acuarela. Cardoso. Pintura. Pintores. Poesia. William Shakespeare.

 

, ,

Napoleón. Muerte blanca en Rusia

NAPOLEÓN. Con vestimenta imperial. Girodet de Roucy-Trioson, anne-Louis

Napoleón versus Alejandro. Invasion de Rusia por el emperador. La pasión por la gloria.

Occidente se preparaba (enfrentaba), ante un poder quimérico en forma de ego que quería dominar no solo a Europa, también, todo oriente. 700.000 hombres una inmensa fuerza, un gran ejército, nutrido, de la carne y la sangre, de miles de jóvenes europeos, franceses, austriacos, italianos, sajones, croatas, prusianos, polacos, españoles…, algunos por devoción, mas otros obligados y necesitados. El emperador corso hacía girar todo bajo su insoportable órbita. La admiración desmedida, la adición, que le profesaban todos los ámbitos sociales, nobles y plebeyos, le situaban, elevándolo al sobrenatural Olimpo.

Batalla de Krasnoi. Peter Von Hess

En 1912 todo se oscureció, todo el barro inmenso y la estéril tierra yerma, acogerían pronto a los innumerables, y desamparados despojos un gigantesco ejército gritón, diseñado por su numero, para aplastar sin miramientos a sus enemigos.
Al principio, toparon con la soledad y algunos cosacos, pronto sin embargo, se desató eficaz, la fría guadaña, muchos se ahogarían en el río Vilna, mas el ejército, tomó la cuidad (Vilma), y pronto, sin rastros de las tropas rusas, la abandonó, en busca del perseguido enemigo en fuga. Después de algunas peligrosas escaramuzas, conquistaron Vitebsk, que encontraron desierta, sin rastro de tropas rusas. Un sol de justicia secaba las gargantas y cuarteaba la piel de los soldados, agotados, y las caballerías exhaustas. Estaba claro, los rusos aún no iban a dar batalla. Los víveres y la intendencia para tan numerosa tropa, procedían de la Vilna conquistada. Smolensk, ocupaba ahora, la febril mente del ambicioso guerrero, sabia que era el siguiente paso hacia Moscú y San Petersburgo, aunque su ejército, desangrado, iba dejando por el camino, parte de sus hombres, víctimas de la enfermedad, baja en combate, y la degradante y desesperada, deserción. La intendencia ya daba muestras de roma asincronía, y los víveres habían sido pronto racionados. El mes de agosto, (mediado), se hacía sentir, el calor lo ratificaba, y después de 2 semanas de agrupamiento, y cavilaciones, en Vitebsk, la grand armee se pone por fin en camino. Tras varias escaramuzas, en las que muchos rusos mueren y huyen, Napoleón vadea el río Dnieper. Smolensk, la ciudad amurallada y defendida por Barclay, sitiada, resistió causando demasiadas bajas, aunque finalmente cayó presa de un gran incendio, y fue abandonada por sus defensores, dejando asï, la gloria del emperador tacaña de testigos, que no fueran sus marciales generales, valientes oficiales, y la sufrida tropa colorida; plena de sangre, humo, y destrucción.

Mariscal Ney. François Pascal Simon

En su huida las tropas de Barclay, se batieron en una feroz batalla con las del valiente mariscal Ney, «El rubícundo». El rey (de Nápoles), Murat, cubría mientras tanto sus flancos, mientras el frío e inestable Junot, (duque de Abrantes), permanecía cerca. Los rusos derrotados, una vez más, se escabullen, dejando tras de si, un campo rojo sembrado de cadáveres. Aunque hay hospitales y cirujanos, se carece de vendas, y medicamentos, todo insuficiente, y agravado por la falta de alimentos. El emperador no lo puede todo, por vez primera, el pueblo ruso está furioso, tiene grabada en la mente la frialdad del hielo, y maneja, estratégicamente, la destrucción y el incendio, «De que sirve el ejemplo del pasado, en un mundo, en el que nunca hay dos hombres, dos cosas, ni dos posiciones, absolutamente iguales».

General Jean Andoche Junot. Henri Félix Enmanuel Philippoteaux

Jugando al gato y al ratón con una finalidad, el daño y la muerte. La gran armada se va debilitando, desangrada, pierde así, cabezas, brazos, piernas…, parte de su ejército, que ahora se ocupa, en mantener lo conquistado, atrás quedan los muertos sin remisión, y los heridos y sus lastimas.
El avance continuaba, y tuvo lugar la conquista de Viazma. Nuevamente el fuego y la destrucción de la ciudad, el frío y hambre, confirman amargamente la estrategia del invadido. El 7 de septiembre, de 1812, tiene lugar la batalla de Borodino, durante la misma Napoleón se encontraba enfermo (infección de orina, un fuerte catarro, la edad ya pesaba), aunque la victoria fue francesa, la destrucción no tiene padre, y las bajas son muy numerosas… ¡Tanta muerte y sufrimiento no sirvió de mucho!

Mariscal de Francia, y rey de Nápoles, Joachim Murat. (Fragmento). François Gérard

Los rusos retrocedieron, dejando atrás incendios y destrucción, ausencia de víveres y bienes; replegándose se acogieron, a la orografía que màs les favorecía, contaban, con el conocimiento para adaptarse al terreno, y obtener ventaja. Moscú se encontraba muy cerca, el emperador y su ejército creyeron que allí se acabaría la guerra y que serían recibidos en París como héroes, pero cuando llegaron  a sus puertas el 14 de septiembre, la ciudad santa, había sido abandonada y el sabotaje de los rusos y el pillaje de las tropas francesas, incidió en un gran incendio que duró 6 días, quedando el día 20 extinguido, después, de haber arrasado las 2 terceras partes de la ciudad. Después de estremecedores combates que diezman a los dos ejércitos, y con la tropas francesas, desesperadas de agotamiento, hambre y frío, finalmente el emperador, da la orden de retirada, el día 26 de octubre. Esta, se hace penosa y más en un ejército cansado y desangrado, que debe de apurarse, pues el invierno y las tropas rusas le siguen de cerca. Detrás de la vanguardia se suceden terribles escaramuzas con el ejército ruso, y altivos cosacos, magníficos jinetes, y hábiles, y a menudo crueles guerrilleros, que pican, saquean, y huyen.

Retirada de la gran armada francesa de Moscú, interceptada por cosacos rusos. Atkinson, John Augustus

El general invierno no tarda en presentarse (6 de noviembre), sin invitación, mas no sin derecho, y solo distingue, a aquel que bien preparado lo espera y lo teme, al que no, lo aplasta sin contemplaciones su inmenso poder. Todo se convierte en una inmensa capa blanca que todo lo cubre, ya no existen referencias, la orientación es muy difícil; y la debilidad, y la falta, de ropa y calzado de abrigo, se traduce en una muerte segura, el hielo, endurecido, ancla los pies al suelo, y también se adhiere sorda y eficazmente sobre la cabeza,  la poca ropa, los brazos, y las manos. El camino muestra continuamente, a los que tristemente descansarán para siempre en el inmenso país blanco que orgullosos, se atrevieron desafiar. Por el camino va quedando parte del botín, (Grandes cruces, que antes coronaban cúpulas doradas, muebles, jarrones, pinturas y esculturas, cañones demasiado pesados, carruajes estropeados). En su epica retirada, Smolensk, era su última esperanza, esperaban encontrar en ella, refugio, alimentos y calor, pero allí todo escasea, ya son muchos los que precedieron a los de ahora, y a todos hubo que socorrer. Se mando grano y carne (vacas) desde Alemania, mas todo es insuficiente, y solo sirve para socorrer a unos pocos. En la ciudad se mata y muere por la supervivencia, ya no hay hermanos.

Retirada de Moscú. Adolph Northen

Napoleón, partió de Smorgony la noche del 5 de diciembre.

Llegó a París el 19 de diciembre, dejando al mando del ejército en retirada a Murat, mariscal y rey, 28 grados bajo cero, un millar de infantes y de jinetes armados, 9 cañones. Solo, 20.000 pobres desgraciados, quedan en pie, del altivo gran ejército, que desesperado ahora, se bate en retirada.

Napoleón. Muerte blanca en Rusia

Napoleón. Napoleón invade Rusia. Campaña rusa Napoleón. Napoleón derrotado. General invierno. Invierno 

,

Tres Soldados. John Dos Passos. Ácida crítica bélica

John Roderigo Dos Passos. Chicago, Illinois (Estados Unidos) 14 de enero de 1996 – Baltimore, Maryland (Estados Unidos), 28 de septiembre de 1970. Escritor, Poeta, Novelista, Guionista, Periodista, Traductor, Corresponsal de guerra, Pintor.

Literatura Modernista. Vanguardia en lengua inglesa. Años 1900/1940.

Generación Perdida. Grupo de escritores estadounidenses, residentes en Europa. Años, final de la Primera Guerra Mundial, 1918, hasta la Gran Depresión, 1929.

Seguidamente, una pequeña muestra de esta excelente novela antibelicista.

Dos Passos, este gran escritor americano, como una afilada y acerada crítica. Como un frío y fino puñal, nos cala hondo, hasta los huesos.

Ilustración by TbArt

JOHN DOS PASSOS. TRES SOLDADOS. (1922). 

Applebaum estaba sentado al borde de la cama. Vestía un uniforme limpio del que pendía una manga vacía en la que se veían aún las arrugas debidas al tiempo que había permanecido doblado y guardado.

-De modo que te vas-dijo Andrews mientras volvía la cabeza sobre la almohada para verlo mejor.

-Apuesta lo que quieras Andy, porque ganas, también tú podrías marcharte si hablases con ellos.

-iOjalá pudiera! No tengo muchas ganas de volver a casa, pero me encantaría librarme del uniforme.

-Te comprendo, amigo. En fin la próxima vez no nos dejáremos engañar tan fácilmente. Para entonces seré presidente de una junta local.

Andrew se echó a reír.

-Si no fuera un pobre pelele como soy…

-No has sido el único-murmuró tartamudeando el dueño de la funeraria.

-iVamos enterrador! Y yo que pensaba que te alistaste convencido!

-Claro que lo hice, pero en realidad no creí que las cosas fueran como son.

-¿Qué creíste? ¿Que la guerra era una diversión?

-No me importa no poder divertirme ni me importan los gases. Ni tampoco morir. Lo que pasa es que pensé que luchando podríamos arreglar el mundo. Mi negocio era floreciente, como lo fue en tiempos de mi padre. Trabajábamos en Tilletsville.

-¿Donde?-lo interrumpió Applebaum riendo.

-En Tilletsville. ¿Es que no sabes geografía?

-Sigue hablando. Cuéntanos cosas de Tilletsville -Dijo Andrew amablemente.

-Cuando murió el senador Wallace, ¿Quien creéis que se hizo cargo del cuerpo para embalsamarlo y conducirlo a la estación, y quien llevó a cabo los trámites necesarios? Pues nosotros. Además, iba a casarme con una chica estupenda. Ganaba lo suficiente para ir tirando y hasta ahorrar un poco. Pero entonces ¿Que se me ocurre hacer? Pues nada menos que portarme como un estúpido y alistarme en infantería. iMaldita sea! Claro que todos hablaban de ir al frente para salvar al mundo por medio de la democracia. Decían que si uno no se alistaba, nunca podría ganarse la vida honradamente con su negocio. -Empezó a toser, y el acceso duró un buen rato, como si no pudiera evitarlo. Por fin añadió tartamudeando, entre golpe y golpe de tos-: En fin que le vamos a hacer… Ya no hay remedio.

-Democracia. ¿Y a esto llaman <<democracia>>? Mientras nosotros comemos un rancho asqueroso, hay están los gordos de la YMCA comiendo soufflé de chocolate en compañía de más de un coronel. Una democracia perfecta. Os digo que hemos sido unos idiotas.

Lo malo es que el mundo está lleno de ellos -dijo Andrews.

Tres Soldados. John Dos Passos. Ácida crítica bélica

Literatura. Tres soldados. John Dos Passos. Novela. Escritores 

, ,

Sísifo, o la metáfora del esfuerzo inútil e incesante…

 

Sisyphus. (1549). Detalle. Tiziano. Museo del Prado.

El óleo, fue encargado a Tiziano por Maria de Austria, hermana del rey Carlos V, para decorar una de las salas de su palacio, y se completaba, con otras 3 obras, (formando un conjunto bautizado como «Las furias»), dos de las cuales, desafortunadamente, perecieron abrasadas, bajo las llamas en el incendio del Alcázar de Madrid, en el año 1734.

SÍSIFICO. Se refiere al esfuerzo inútil e incesante del hombre, al absurdo, de la existencia, se cuestiona el sentido de la vida.

ZEUS. Padre de los dioses y los hombres. Gobierna sobre los dioses del Olimpo.

ARES. Dios olímpico de la guerra, hijo de Zeus y Hera.

HADES. Hijo de Cronos y Rea. Dios del inframundo, morada de los muertos, y también del mismo inframundo. Hermano de Zeus y Poseidón.

TÁNATOS. Era la personificación de la muerte sin violencia.

SÍSIFO fue rey de Éfira (Corinto) ¿quién sino él había fundado la ciudad?, a medio camino entre
Atenas y Esparta. Amante del progreso pero también de la trapacería, se interesó vivamente por la navegación y el comercio, mas sus métodos en muchas ocasiones, fueron arteros y espurios, llegando incluso hasta el asesinato, para de este modo cruel incrementar su fortuna. En una de estas, también traicionado Zeus, furioso, condena a perpetuidad, al ahora, destronado rey. Tenido por sabio.

Sisyphus. (1920). Franz Von Stuck

ZEUS ORDENA A TÁNATOS LA RECLUSIÓN DE SÍSIFO

Tánatos (la muerte) quien le acechara desde el momento de su nacimiento, fue siempre puntual, y debidamente ordenada por Zeus, (Dios de los reyes y los hombres), fue a por Sísifo, para llevárselo con él al inframundo, pero este rápido, le encadenó, motivo, por el cual desde entonces (preso Tánatos), nadie podía morir, entonces Hades (Dios del inframundo), exige a Zeus (Hades y Zeus son hermanos), que libere a Tánatos, y aprese a Sísifo, viéndose obligado a actuar, Zeus, envía a Ares (dios de la guerra), a solucionarlo, este, entonces, libera a Tánatos, y detiene a Sísifo, después, el mismo Ares, castigó a Sisifo al inframundo, vigilándolo, bajo su atenta mirada, aunque como veremos seguidamente esto, no fue suficiente con Sísifo el creído talentoso.

LA TRETA DEL ASTUTO SÍSIFO

Sísifo antes de su inminente muerte había ordenado a su esposa, que a su óbito, no cumpliera con el habitual, sacrificio de la ofrenda de los difuntos a los dioses, y ella así lo hizo, lo que provocó que Sísifo, ya en el inframundo (mundo de los muertos) convenciera a Hades para que le dejara partir momentáneamente, al mundo superior, a castigarla por no cumplir con los dioses. Ya en Corinto, en el mundo de los vivos, Sisifo, se olvido de volver, pues no quiso, y así, vivió unos años feliz, hasta que Hades burlado, a la fuerza, lo arrastró de nuevo al inframundo del que nunca debió salír.

EL CASTIGO

Ya en recluido Sísifo, de nuevo en el mundo de los muertos se le dicta agriamente, al fin, su famoso castigo, por el cual cargará eternamente sobre su espalda, esforzadamente, una gran roca; un arisco pedrusco de enorme dimensiones. Transportará el pesado pétreo peso, montaña arriba hasta la cima. Mas siempre que se acerque, a la punta de la elevada cresta, la inane roca resbalará viva, de su lacerada espalda, rodando ladera abajo, comenzando así, un desesperante bucle sin fin, en que habiéndola recogido del, valle, el obstinado proceso empinado, obsesivamente, comenzará de nuevo.

Se trata se la metáfora del esfuerzo humano, inútil e incesante. El absurdo de la condición humana. Plantea el sentido de la vida.

Sísifo, o la metáfora del esfuerzo inútil e incesante…

Sísifo. Sísifico. Mitología. Tiziano. Arte. Literatura. Zeus. Ares. Hades. Tánatos 

 

,

Naturaleza Versus Civilizacion. Poeta en Nueva York. Garcia Lorca

Foto. Vía internet.

Federico Garcia Lorca viaja a Estados Unidos en 1929, tenía 31 años de edad, allí, y en su inmediato viaje a Cuba, escribirá un excelente poemario, publicado 4 años después de su muerte, y que lleva por título, Poeta en Nueva York.

Lorca, fue invitado en enero del mismo año (1929), a impartir una serie de conferencias, tanto en el país de los rascacielos, como en Cuba, residió en Nueva York del 25 de junio del 1929, al 4 de marzo de 1930. Después viajó a la bella isla caribeña, y en ella, permaneció 3 meses. En la Habana, y Santiago de Cuba.

En su visita americana, el poeta granadino, se hospedó, en una residencia de estudiantes (Tuvo Lorca, para acceder a ella, que matricularse en un curso, eligió, Inglés para extranjeros, para cubrir el expediente), de la Universidad de Columbia, de la que era profesor de español, además, de director de la revista, «Estudios Hispánicos», Federico de Onís. También era docente en la misma universidad americana, Ángel del Río, profesor de literatura española.

Durante aquellos días que se revelarían tan cruciales para su arte, Garcia Lorca estuvo muy ocupado trabajando, estudiando (poco, no se presentó a los exámenes), y también participando activamente en reuniones y visitas, también entretenido, callejeando absorto por el Harlem, donde por la noche acudía a un club de jazz con algunos amigos. Pudo el artista, además de divertirse, observar de cerca el racismo imperante…, ¡la melancolía era su estado ahora! La soledad en la multitud. El radical contraste, de él, moreno ciudadano de sur, y lo que veían, sus asombrados ojos soñadores. Naturaleza versus civilización. no solo fue en NY, donde residió, también viajo el poeta, invitado a Vermont, y también invitado, a Bushnellsville, y a Newburgh.

Reforzaría su pesimismo general en tan crucial viaje iniciatico, y de brusco giro en cuanto a estilo literario, el crack bursátil del 29, su entonces personal desencantado pesimismo, y el capitalismo materialista, que se encontraba en ese momento, apurado, soportando a duras penas…, tal vez, lo que podría haber sido, una virulenta crisis terminal.

Partió, finalmente, Federico García Lorca, muy cambiado, (con un gran bagaje, de interesantes posos de pensamiento, que se irian decantando posteriormente), partió, de NY en dirección a Cuba. Algunos pocos días antes, el sencillo ciudadano del sur, había recibido un sentido y hondo homenaje en el Spanish Institute, donde también conferencio brillantemente…, escorado al surrealismo.

POETA EN NUEVA YORK

PANORAMA CIEGO DE NUEVA YORK

Si no son los pájaros
cubiertos de ceniza,
si no son los gemidos que golpean las ventanas de la boda,
serán las delicadas criaturas del aire
que manan la sangre nueva por la oscuridad inextinguible.
Pero no, no son los pájaros,
porque los pájaros están a punto de ser bueyes.
Pueden ser rocas blancas con la ayuda de la luna
y son siempre muchachos heridos
antes de que los jueces levanten la tela.

Todos comprenden el dolor que se relaciona con la muerte,
pero el verdadero dolor no está presente en el espíritu.
No está en el aire, ni en nuestra vida,
ni en estas terrazas llenas de humo.
El verdadero dolor que mantiene despiertas las cosas
es una pequeña quemadura infinita
en los ojos inocentes de otros sistemas.

Un traje abandonado pesa tanto en los hombros
que muchas veces el cielo los agrupa en ásperas manadas;
y las que mueren de parto saben en la ultima hora
que todo rumor será piedra y toda huella latido.
Nosotros ignoramos que el pensamiento tiene arrabales
donde el filósofo es devorado por los chinos y las orugas
y algunos niños idiotas han encontrado por las cocinas
pequeñas golondrinas con muletas
que sabían pronunciar la palabra amor.

No, no son los pájaros.
No es un pájaro el que expresa la turbia fiebre de laguna,
ni el ansia de asesinato que nos oprime cada momento,
ni el metálico rumor de suicidio que nos anima cada madrugada;
es una cápsula de aire donde nos duele todo el mundo,
es un pequeño espacio vivo al loco unísón de la luz,
es una escala indefinible donde las nubes y rosas olvidan
el griterío chino que bulle por el desembarcadero de la sangre.
Yo muchas veces me he perdido
para buscar la quemadura que mantiene despiertas las cosas
y solo he encontrado marineros echados sobre las barandillas
y pequeñas criaturas del cielo enterradas bajo la nieve.
Pero el verdadero dolor estaba en otras plazas
donde los peces cristalizados agonizaban dentro de los troncos;
plazas del cielo extraño para las antiguas estatuas ilesas
y para la tierna intimidad de los volcanes.

No hay dolor en la voz. Solo existen los dientes,
pero dientes que callarán aislados por el raso negro.
No hay dolor en la voz. Aquí solo, existe la Tierra.
La tierra con sus puertas de siempre
que llevan al rumor de los frutos.

Naturaleza Versus Civilizacion. Poeta en Nueva York. Garcia Lorca.

Poeta en Nueva York. Panorama ciego de Nueva York. Poesía. García Lorca. Federico García Lorca. Lorca. Escritores. Poetas. Literatura

 

, , ,

Fotografía. Mindor. «Dulzor de verdes y cúpulas doradas, sobre la amada tierra arada»

image

FOTOGRAFÍA  MINDOR

POESIA

Paisaje en Castilla

Dulzor de verdes y cúpulas doradas

Sobre la amada tierra arada

Muéstrame  la belleza

«Nunca dejes de sorprenderme»

¡Donde tú estuviste!

Quiero… ver, eso; lo que tú.

Tomás Bartolomé

image

Foto. Mindor

CAMPOS DE SORIA

¡Las figuras del campo sobre el cielo!

Dos bueyes aran

en un alcor, cuando el otoño empieza,

entre las negras testas doblegadas

bajo el pesado yugo,

pende un cesto de juncos y retama,

que es la cuna de un niño,

y tras la junta marcha

un hombre que se inclina hacia la tierra,

y una mujer que en las abiertas zanjas

arroja la semilla.

bajo una nube de carmín y llama,

en el oro fluido verdinoso

del poniente, las sombras se agigantan.

Antonio Machado

Fotografía. Mindor. «Dulzor de verdes y cúpulas doradas, sobre la amada tierra arada». Tomás Bartolomé.

Fotografía. Mindor. Fotógrafos. Poesía. Antonio Machado. Tomás Bartolomé.

,

Jasón y los Argonautas. El Vellocino de Oro y Medea

Medea y Jasón. John William Waterhouse

Jasón. Héroe de la mitología griega

Sobre su madre, (desconocida), se barajan diferentes hipótesis, su padre, fue Esòn hijo de Creteo, rey de Yolco, que fue destronado por su medio hermano Pelias, o al que tal vez solo relegara de su trono, hasta la edad legal.


Pelias intranquilo, acude al oráculo del devenir, que le alerta sobre un hombre que, aunque ávido caminante, lo es calzado solo de un pie con sandalia, y que este, pondrá en incierto jaque su trono.

Quirón el fantástico centauro benéfico, educa al Jasón niño. Con 20 años el infante ya es un hombre, ¡Y reclamará, su derecho al heredado trono de Yolco! Camina y no pasa desapercibido…, va cubierto de una soberbia piel de pantera, y en su manos porta dos lanzas, una para cada una, pero desluce la cautivante escena, su calzado, pues solo lleva una sandalia en el pie diestro, extravió la otra, vadeando el río frío, cuando gentil ayudó a Hera, (más tarde esta tendría la oportunidad de agradecérselo) anciana, a vadearlo.

Jasón apareció en la plaza de Yolco, Pelias su tío, siempre supersticioso, se encontraba en ese momento, realizando una ofrenda a los dioses, cuando súbitamente se fijó, en su sobrino, al que no reconoció, sin embargo, un terrible escalofrío recorrió su espalda y le temblaron las rodillas, pues el excéntrico visitante caminaba descalzo del pie izquierdo, y amargamente, entonces,  recordó la maléfica profecía.
Jasón ajeno, se encamina a casa de su padre (Esón), y después de apenas una semana, decidido, se dirige a casa de Pellas, y le reclama el trono, mas este, artero, le comisiona lejos de su predio, y lo envía a Cólquida cerca del Cáucaso, en pos del Vellocino de oro, (la piel de un fabuloso carnero de oro puro), carnero auxiliador, que en su día salvó la vida a, Frixo, que posteriormente, regaló el pellejo al rey Eetes, quien después de sacrificiar al benéfico carnero a Zeus, lo consagrò a Ares y colgó su preciado pellejo dorado, de la rama de un bello árbol, al cuidado de una vigilante serpiente, siempre despierta, y perpetua  pesadilla custodia, terrible, y reptante.

Jasón se afanaba en la preparación de su lejana misión, y con la ayuda de Argos, y el sabio consejo de Atenea, construye la nave Argo, luego de dotarla de provisiones, selecciona a los héroes griegos que le acompañarán, (entre 45 y 69). Ya en el mar,  Arribaron pronto a la isla de Lemos, solo poblada de mujeres, y donde la reina Ipsípila, se enamora de Jasón, con el que tiene 2 hijos varones mellizos, y le cuenta que viven marginadas, en una isla de destierro, donde penan, por negarse a rendir culto a Afrodita, y que la diosa vengativa, las impregnó de un hedor halitosico nauseabundo, y que por esto, sus maridos, asqueados yacen con esclavas, y que entonces ellas, desesperadas mujeres, vejadas, y malditas, degollaron a todos sus parientes hombres. Ella, la reina por su gracia indultó a su padre, a quien mantuvo oculto.

Medea. Henri Klagmann

Jasón después de algunos meses, continuó en con su misión. De país en país se detuvieron en Salmideso, y allí ayudaron a un ciego adivino, llamado Fineo, a acabar con las Harpías, que le impedían a él, castigado por los dioses, acercarse a la comida. El adivino les debía una, y los compensó, trazándoles el camino hasta Cólquida, advirtiéndoles antes, sobre las Rocas Azules, enormes masas pétreas flotantes, que oscilantes, chocaban entre sí fuertemente, machacando a todo aquel semoviente, que osara franquearlas, agradecido, les desveló en secreto, como podrían burlarlas, cosa que hicieron fácilmente después del soplo. Llegando al fin al destino de su misión,  Jasón, se reunió con el rey Eetes y le reveló sus intenciones, el rey no se lo puso fácil, pero tampoco se lo negó, a cambio Jasón y los Argonautas, deberían primero, unir a dos toros, que guardaban celosos la deseada piel, con furioso celo, y después ayuntarlos para arar con ellos, y sembrar en los abiertos surcos, unos dientes, que había entregado hace tiempo Atenea al rey Eetes, mas, no era eso todo, también debían, acabar con la rastrera serpiente, vigilante, y siempre insomne, que protegía al deseado Vellocino de oro.

Medea. (1862). Eugéne Delacroix

La bella hechicera Medea, hija del, rey, y enamorada de Jasón, ayudó a este, en sus difíciles mandatos, con dotes mágicas, y Jasón prometió llevarla, con él a Yolco. Nuestro héroe avisado por ella, ingirió, una pócima que le protegería de las sañudas acometidas taurinas, superado ya,  este terrible trance, sembró los dientes sobre la tierra, y enseguida, brotaron de ella cientos de hombres armados, (Espartos), que violentos se abalanzaron sobre Jasón, pero este advertido por Medea, arrojó una piedra entre ellos, y entonces acabaron embrutecidos, enfrentándose entre ellos. Medea previsora, trágica, y maga diligente, provocó entonces, un terrible sueño en la custodia reptante siempre insomne, y así, el Vellocino fue finalmente capturado y Jasón partió feliz, navegando raudo, llevándose la preciada piel, y también a Medea, y a Apsirto, un hermano de esta.

Pelias y Jasón

En su movido regreso son perseguidos por Eetes, y muere Apsirto fratricidamente, a maños de su hermana, que cruel, lo despedaza tirándolo al mar, del que el afligido, rey padre, y perseguidor, recoge sus restos, mientras, pierde la pista de Jasón. Según otra versión, Apsirto abandonado, persigue a Jasón, y a su hermana, y después de encontrarlos, pide a Alcinoo, (pues los fugados se encontraba en sus predios), la entrega de esta, entonces, Alcinoo, tiene que mediar y decide que entregará a Medea, a su hermano, si se demuestra su virginidad, (en secreto Alcinoo, se lo comenta a su esposa), y está informada, a su vez, se lo revela a nuestro héroe, que entonces ingenioso, yace con su prometida, y así, al día siguiente, Alcinoo, se ve en la obligación de entregársela a Jasón. Su hermano no se rindió, los persiguió, y en una isla en que Jasón realizaba un sacrificio a los dioses, fue donde después de un duro enfrentamiento, muere Ipsirto, tal vez de su muerte, no sea inocente su intrigante hermana. Regresaron, mas pasaron por terribles y curiosos peligros; perseguidos, sufrieron imponentes tempestades, las airadas sirenas les asediaron, los horribles monstruos los atacaron, y también un imponente gigante; aun así superadas todas las pruebas, felizmente arribaron a Yolco, y el vellocino le fue entregado a Pelias.

Jasón y Medea. Gustave Moreau

Pero con doblez y calculo, Medea y Jasón tramaron su muerte. Esta fue capaz de convencer a las hijas de Pelias, de que podrían devolverle la juventud, a su padre, partiéndolo en trozos y cociéndolo. Pelias murió, y Acasto, su hijo expulsó a Medea y Jasón, que se exiliaron. Medea la torcida, la que nunca perdona, vivió después, una relativa felicidad con Jasón, habían pasado ya 10 años y tenían dos vástagos, entonces Jasón que nunca descansaba matrimonia con Creúsa, repudiando así, a la terrible Medea, que vengativa, asesina a la recién casada y a los 2 hijos que esta había tenido con Jasón. Finalmente, nuestro héroe regresa a Yolco, saquea la ciudad, y él, o tal vez su hijo Tésalo, ocupan el trono.

Existen diferentes versiones sobre la muerte de Jasón, una de ellas nos cuenta que no pudiendo soportar la tragedia causada por Medea acabó suicidándose, en otra, se relata su curiosa muerte, acaecida al caerle encima, un gran trozo de podrida madera, de la legendaria, y aventurera, nave Argo. La bella Medea después de múltiples aventuras, falleció morando desde entonces, en los Campos Elíseos donde vive feliz por toda la eternidad.

Jasón y los Argonautas. El Vellocino de Oro

Jasón. El vellocino. El vellocino de oro. Argo. Argonautas. Mitología. Héroe. Medea. Literatura

, , ,

Cardoso. Acuarela. Hay paz para los sentidos, una paz soñadora en cada mano

image       ACUARELA. CARDOSO.

Cardoso pintor y escultor español con una amplia trayectoria artística, empieza a pintar desde muy joven. Aunque ha realizado estudios de dibujo y pintura, se considera un pintor autodidacta.

Cardoso no se olvida de la escultura, en esta modalidad artística también ha realizado obras de calidad; en esta ocasión os muestro esta magnifica acuarela llena de simbolismo…

El agua y vívidos colores. Sin duda, una gran obra, de uno de mis artistas favoritos.

POESIA

.Hay paz para los sentidos,

una paz soñadora en cada mano,

y profundo silencio en la tierra fantasmal,

profundo silencio donde las sombras cesan.

Sólo el grito que el eco hace chillido

de algún ave desconsolada y solitaria;

la codorniz que llama a su pareja;

la respuesta desde la colina en brumas.

Y súbitamente, la luna retira

su hoz de los cielos centelleantes

y vuela hacia sus cavernas sombrías

cubierta en velo de gasa gualda.

Oscar Wilde

Cardoso. Acuarela. Hay paz para los sentidos, una paz soñadora en cada mano.

Acuarela. Cardoso. Poesía. Pintura. Pintores. Oscar Wilde. Literatua. Escritores.

 

, ,

Oscar Wilde. La importancia de llamarse Ernesto. Un afilado acero, que con su filo de damasquinada espada, amenazaba a una sociedad decadente

image

OSCAR WILDE
Dublín, Irlanda. 1854. París, Francia. 1900.
LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE ERNESTO. 1895.

THE IMPORTANCE OF BEING EARNEST

Cuando Oscar Wilde escribió esta obra, se encontraba en el momento cumbre de su carrera, conocía el éxito, con 41 años estaba enamorado, y le envolvían las dulces mieles de la fama y el halago; también comenzaría su tormentoso calvario, un camino sembrado de espinas que desangró su corazón herido, con finos rubíes de afilado acero.

Wilde, demanda al padre de su amante por difamación, el motivo fué el recibo de una carta ofensiva, el texto de la misma, contenía la siguiente frase, «Para O.W. Aquel que presume de sodomia». Entonces comienza un duro, tedioso, y largo proceso judicial en el que el genial escritor saldría perdiendo, (Ver artículo en Literatura).

Solo cinco años después Oscar Wilde, fallecía en París, exiliado, solo e ignorado. Un triste final para un escritor genial.

image

LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE ERNESTO. Se estrena en el St. James’s Theatre de Londres en 1895, es la única comedia que escribió Wilde. Retrata con fina ironía muy ácida, la sociedad de la procelosa época Victoriana que se vivía en Inglaterra. Sus costumbres. Una sociedad herida, llena de prejuicios y encorsetamientos.

OSCAR WILDE MORDAD Y ÁCIDO CRÍTICO

LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE ERNESTO, una de sus novelas más importantes, se estrenó en España en 1919 en el Teatro de la Princesa de MADRID. El genial autor irlandés, realiza con el título un divertido juego de palabras. En Inglés las palabras, ERNEST y EARNEST, son «Homófonas»; suenan igual, pero su significado es diferente… Mientras que Ernest se traduce por Ernesto, Earnest significa Serio.

Bueno, ya sin más demora os dejo con este delicioso texto, en el que Wilde critica al matrimonio, y que tiene menos desperdicio que un trozo de, tarta-casera-reciente, en un ardiente y feliz…, domingo por la mañana.

LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE ERNESTO. Fragmento.

THE IMPORTANCE OF BEING EARNEST

Personajes de la obra:

ALGERNON (el señor)

LANE (el criado)

ALGERNON- Por cierto LANE, según tu libro de cuentas, el jueves por la noche, cuando Lord Shoreman y el señor Worthing vinieron a cenar, se consumieron 8 botellas de champán.

LANE- Asi es señor, 8 botellas y media.

ALGERNON- ¿Porqué será que en los aposentos de un soltero, la servidumbre,  indefectiblemente se bebe el champán? Lo pregunto por curiosidad. 

LANE- Lo atribuyo a la calidad superior del caldo en cuestión, señor. A menudo,  he podido comprobar, que en los hogares de matrimonios, el champán raramente es de primera calidad. 

ALGERNON- ¡Cielos! ignoraba, que el matrimonio desmoralizase hasta esos extremos.

Oscar Wilde. La importancia de llamarse Ernesto. Un afilado acero, que con su filo de damasquinada espada, amenazaba a una sociedad decadente.

OSCAR WILDE. LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE ERNESTO. LITERATURA. ESCRITORES.

, , ,

Fotografía. Mindor. Campos de Castilla. Nuevas Canciones. 1924

 

Fotografía. Campos de Castilla. Mindor.

La fotografía de MINDOR nos muestra puro, nuestro campo. Tierra llana como un mar, ocre, siena, o verde, habitada por un alma castellana. Sobriedad, hondura, soledad de lo auténtico, congelada naturaleza y tiempo, barranqueras, lomas y, el sol en su ocaso, con un metálico resplandor de acero pulido. Verde, sueño pardo de bajas encinas y agujas de pinos elevados, ascéticos paisajes bajo rumores y fronda. Siento con frecuencia el seco frío, el noble calor que hiere y, la tierra parda que pronto aprendí a querer. (Soñadoras lomas plateadas). Mas abajo, chopos, álamos, juncos, retama, y un río que es limpio, y que se llena de blancos brillos y, que posee grandes y lisos dientes gordos, de redondas rocas irisadas. Agua fría, rumorosa y alegre, que sigue su verdinoso camino escoltado de verde amarillento liquen, y un pesado telón de fondo, bajo unas cenicientas nubes blancas, humosas, de algodón sucio, desfilan sin parar y, muy bajas agigantan sombras y descubren matices. Montes de violeta, robledos en la sierra, castaños, dulces páramos… dorados caminos.

Gracias Mindor,  por tus inspiradas imágenes de esta veraz bella tierra vívida.

En Soria Antonio Machado vivió cinco años como maestro y enamorado. De ello escribiría el poeta sevillano… -«Orientaron mi corazón hacía lo esencial y castellano».

Sembramos unos pocos versos de Machado…

NUEVAS CANCIONES

Ya hay un español que quiere
vivir y a vivir empieza,
entre una España que muere
y otra España que bosteza.

Nuevas Canciones. (1924). Fragmento.

Antonio Machado

Fotografía. Mindor. Campos de Castilla. Nuevas Canciones. 1924.

Fotografia. Mindor. Fotógrafos. Antonio Machado. Nuevas Canciones.