Entradas

, ,

Paisaje. Tomás Bartolomé. “Al olmo viejo, hendido por el rayo”

Paisaje. (2020). Tomás Bartolomé

La naturaleza, fuente inspiradora y motor de artistas, sobrecoge, con sublime belleza, ámbitos, predios, con dueño, la que es libre, no tiene límites. Paisaje, mente soñadora, gesto que me impregna y sana, y su intensidad, me inquieta, pleno, me nutre la totalidad absorbente. Belleza pura, la más pura, anárquica alquimia sublimada. Libertad plena, que por su gracia no se somete en su totalidad. Pedagogía disponible, ciegos voluntarios ignoran.

Antonio Machado. 26 de julio de 1875, Sevilla. 22 de febrero de 1939, Colliure, Francia

A UN OLMO SECO

Al olmo viejo, hendido por el rayo

y en su mitad podrido,

con las lluvias de abril y el sol de mayo

algunas hojas verdes le han salido.

El olmo centenario en la colina

que lame el Duero! Un musgo amarillento

le mancha la corteza blanquecina

al tronco carcomido y polvoriento.

No será, cual los álamos cantores

que guardan el camino y la ribera,

habitado de pardos ruiseñores.

Ejército de hormigas en hilera

va trepando por él, y en sus entrañas

urden sus telas grises las arañas.

Antes que te derribe, olmo del Duero,

con su hacha el leñador, y el carpintero

te convierta en melena de campana,

lanza de carro o yugo de carreta;

antes que rojo en el hogar, mañana,

ardas en alguna mísera caseta,

al borde de un camino;

antes que te descuaje un torbellino

y tronche el soplo de las sierras blancas;

antes que el río hasta la mar te empuje

por valles y barrancas, 

olmo, quiero anotar en mi cartera

la gracia de tu rama verdecida.

Mi corazón espera

también, hacia la luz y hacia la vida,

otro milagro de la primavera.

Antonio Machado

Paisaje. Tomás Bartolomé. “Al olmo viejo, hendido por el rayo”

Paisaje. Tomás Bartolomé. Arte. Artista. Art. Óleo.  Antonio Machado. Machado

Hybrid Art Fair. Contemporary Art Fair. Cuarta Edición

Hybrid Arte. Madrid. Del 28 de febrero al 1 de marzo de 2020

El viernes, 28 de febrero, visitamos Hybrid Art Fair en su cuarta edición, 11 países participaron en esta ocasión, en las que las ventas y la afluencia de público fueron buenas.

 

Wind Shadow. Julie Hsieh. Yuan Ru Gallery

35 expositores consolidan esta feria de arte, como una cita imprescindible en el panorama artístico del momento.150 artistas, tienen la ocasión esta vez, de mostrar su obra, en un espacio tan sugerente como un hotel, (Hotel Petit Palace Santa Bárbara, Madrid); que con su necesaria  iniciativa, nos traslada dulcemente atentos, hacia la alternativa de lo que también es posible.

Instalación sonora, de Lamosa. Cuenca. Special Projects

Siempre me ha gustado visitar esta feria de arte, en la que el ambiente es agradable, y las propuestas artísticas que nos ofrece, interesantes. Subimos la fantástica escalera de madera, hacia las habitaciones ahora expositoras del hotel, mientras los rellanos y los pasillos, también son contenedores bien aprovechados. Cuando entramos, encima de la cama, las mesillas, las paredes y el baño, las instalaciones, lucían agradablemente confortables. Sin embargo. También algún hiriente neón morfinómano y peleón, se encargaba eléctrico, de situarnos también, en un excitado ambiente.

Sofia. Cráneo de cabra. Evelyn Hellenschmidt. The Sea Urchins Container

Así, discurrió nuestra visita muy agradablemente, y en algún momento afortunado, pudimos hablar con alguno de los artistas, Velcha Velchev, nos contó algunas cosas interesantes, sobre su propuesta artística, que nos gustó mucho. Reflexiones, y arte, que nos unen. Rechazo al militarismo, y las guerras. Compartía el magnífico stand con la abstracción de  Dolors Comas, y la fotografía digital de Javi Saguillo, en la Galería Espai D’art 32.

Buscando. Dolors Comas

S/T. Técnica mixta. Velcha Velchev

Todos los fuegos el fuego. (2017). Fotografía digital. Javi Saguillo

 

Souvenir of the Balcanes. Velcha Velchev

Un año más Fotolateras, nos envolvieron con sus sueños de sus fotografías en blanco y negro, realizadas con latas, utilizadas, como máquinas fotográficas. Con un resultado expectante y espectacular.

Big Ben Tower. London. Fotolateras

Un año más mereció la pena. Gracias a todas, las que hicisteis posible una vez más, este evento tan necesario, interesantemente híbrido.

Hybrid Art Fair. Contemporary Art Fair. Cuarta Edición

Hibrid Art Fair. Hybrid. Feria de Arte. Arte. Art. Exposición. Madrid.

Juan Genovés. «El mar no tiene fin»

Juan Genovés. Valencia 31 de mayo de 1930. Madrid, viernes15 de mayo de 2020, a los 89 años de edad, en un hospital de Madrid. Pintor. Artista Gráfico.

Realiza sus estudios artísticos, en la Escuela de Bellas Artes de Valencia, y la Real Academia de Bellas Artes de San Carlos

Premio Nacional de Artes Plásticas de España, en 1984. Medalla de Oro al Mérito en las Bellas Artes, en 2005. Orden de Jaume I, el Conqueridor, en 2016.

Gente corriendo. (1975). Juan Genovés. Museo Nacional Centro De Arte Reina Sofía

Estaba felizmente casado con Adela. Tenía 1 hijo, Pablo, y 2 hijas, Silvia y Ana, que le salieron los 3 artistas, aunque él hubiera preferido que se dedicarán a otra actividad. Lo que es un vicio demasiado común, en los miedosos planes familiares de casi todo el mundo. Padres, recordad, que hay un arte para vivir y un arte para subsistir, además, nunca se ha puedodo meter el mar en una pecera.

Juan Genovés positivo y energético, pronto desbroza caminos ignotos con un afán renovador del arte que percibía que hasta entonces percibía en su ámbito. La pregunta era, la de en qué lugar y cual es la función del arte en general y en particular la del encaje, del artista individual siempre empotrado en la sociedad, pero a menudo en una intradiagetica estancia estanca.

La inquietud de su vivo carácter siempre activo, su gran amor a la vida, y su mente despejada, fueron el motor transformador, y de comprometida lucha por sus convicciones, primero sociales. Afiliado al Partido Comunista Español.

Aguafuerte sobre papel. (1972). Juan Genovés. Museo Nacional Centro De Arte Reina Sofía

Terminada la guerra civil española, participa, en diferentes colectivos artísticos. Los siete, en 1949, Parpallós, en 1950, y Hondo en 1960. También se le relaciona con el Pop Art, si bien es verdad que mediaba mucha distancia, nada menos, que, la de la península, a la más genética, y seminal, del americano o el ingles.

En los años sesenta, dedica parte de su tiempo a participar en actividades en contra de la dictadura franquista… «Yo era un perdedor y quería ganar alguna vez». Se convirtió en un activista siempre en la lucha.

Tenía 6 años cuando comenzó la guerra civil española. 9 cuando terminó, y ya la política era su vida.

Quería ser futbolista del Valencia…

Sin Titulo. (1970). Juan Genovés. Museo Nacional Centro De Arte Reina Sofía

Artísticamente, sus caminos se dirigen pronto a un figurativismo renovado, frente al informalismo, con el que a menudo convive, aún así, imprime en sus obras un carácter expresionista y abstracto.

Su padre fue un pintor aficionado, fracasado, ėl lo conseguiría.

Ante todo, la de Juan Genovés, es una familia que se agarra a la cultura.

Piensa Genovés que el mar no tiene fin

DECADA DE LOS 70

EL ABRAZO 1976

Se hicieron 500.000 carteles del cuadro y se repartieron casa por casa. Nació en la transición y la clandestinidad. Sería utilizado como cartel, por Amnistia Internacional, y después como escultura conmemorativa del horrible atentado de los abogados de Atocha, en cuyo despacho se encontraba colgado un póster de tan iconica imagen, el día de tan cruel atentado.

«El abrazo lo pinté yo, pero pertenece a todos los españoles»

La pintura, se expuso en Zurich, Alemania, y Estados Unidos, donde, es adquirida por un coleccionista, de Chicago. El éxito de Genovés es enorme, tanto, que la Galería Marlborough, entonces la más importante del mundo, se fija en él, Y le propone asentarse, en USA, algo que rechaza, «No podía dejar tirados a mis compañeros de lucha, porque yo ahora fuera un pintor de éxito», que comenzó en el año 1966, en la Bienal de Venecia, en la que se vendieron los 10 cuadros expuestos, y donde la Galería Marlborough, además de otras, trataron de llevárselo a su porfolio, y desde entonces, han seguido, mantenido la relación. La galería, tiene sedes en las ciudades, de Barcelona y Madrid.

Mientras tanto en España, El Abrazo, se ha convertido en símbolo de reconciliación, y se procede a su adquisición, por el estado, en la que media, la Galería Marlborough, de Nueva York, (una de sus sedes, más importantes), que finalmente logra, mediante un intercambio, hacerse, con tan preciada obra. Genovés, bajo el amparo de la galería inglesa, consigue hacerse así, un hueco en el panorama artístico internacional.

El Apagón. (1989). Juan Genovés. Óleo sobre lienzo. Foto by Tb Art Archivos fondos propios

MULTITUDES

Con el tiempo y el tránsito por diferentes estilos, logra por fin descubrir una forma de expresión que posee un relato que nos cuenta algo, sobre el individuo inevitablemente solo, y el individuo fundido en la multitud, y las enormes fuerzas que inevitables ráfaguean violentas y enérgicas. Dudas, y subconsciente. Primero fotografía, después, dibuja, luego brotan, pegotes de pintura aplicada directamente desde el tubo, y finalmente, el pincel que da sombras, logrando la perspectiva aérea, sombras y perspectivas, que nos descubren, como las mareas, también en lo cotidiano, van formando su universo de masas, y personajes solitarios, que son tratados delicadamente por Genovés, con mimo, de uno en uno.

Ámbito. (2016). Juan Genovés. Giclcée/Papel Hahnemühle Photo. Foto by Tb Art Archivos fondos propios

Amante del mar Mediterráneo, de Valencia, de su Valencia club de fútbol, y de Mestalla, donde se inspira observando los flujos humanos y sus corrientes. Y también el mar, siempre el mar, Últimamente dedicaba parte de su tiempo en repasar descartes, seleccionar, o tirar a la basura. Su gran motor en la vida, fue el miedo al régimen franquista. Descansa en paz, Juan Genovés, que la tierra te sea leve.

Juan Genovés. «El mar no tiene fin»

Juan Genovés. Genovés. Arte. Art. Artista. El abrazo

,

Hybrid Art Fair. Tercera edición ¡La tercera, también me gustó!

Hybrid Art Fair. Tercera edición.Hotel Petit Palace Santa Bárbara, del viernes 1 de marzo, al domingo 3 de marzo, de 2019. Madrid


Desde el primer año que asistí a ella, no he faltado nunca a ninguna de sus 3 ediciones desde el primer momento, me atrajo su propuesta artística, arte emergente independiente e híbrido, y el escenario en que se exponen las obras que contiene, habitaciones del hotel (camas y mesillas, además de las paredes, incluido el wc), como soporte para diferentes creaciones artísticas alternativas independientes.

Here There. (2018). José Carlos Rivera. Instalación

36 habitaciones de hotel intervenidas. Más de 150 artistas. 35 propuestas artísticas, (galerías, artistas, colectivos) de 13 países.

A mi llegada a la feria poco antes de la 20:00 h, del viernes primer día de su apertura, pude visitar la feria, en un momento de poca afluencia de público, (la asistencia según datos oficiales en los 3 días de feria, a sido buena, más de 5000 visitas). Las ventas, (un aspecto que se revela fundamental), también han ido bien ¡Enhorabuena!

Charlatana. (2017). Alejandro Cano

El bar a esa hora, 20:00, estaba animado, a la misma, tenía lugar la actuación de. Julián Mayorga, (música electrónica alternativa), y posteriormente, la de Clara Te Canta (música alternativa), actuaciones musicales programadas, dentro de las actividades paralelas de la feria de arte (un gran acierto), también en este programa de interesantes actos, se incluía Talking Independent (Networking para artistas), charlas, mesas redondas, y performances, Asi pues, ambiente animado, cerveza en el bar, la actuación de Mayorga, y tal vez también, otras abstracciones, y preocupaciones, sucedían en ese preciso momento, en alguna de las mentes pensantes de la feria.

Deseo. (2019). Natasha Lelenco. Serie platos rotos

Este año no pude saludar a Pablo y Herny, con los que no coincidí en agenda. El año pasado en su segunda edición, expusieron en la feria…»La Carne Orgullosa«, una obra mediática, que con seguridad, hubiera gustado a Francis Bacon.

Sin Titulo. (2019). Velcha Velchev. Técnica mixta

Muy interesante en esta tercera edición, fue, el trabajo de Fotolateras, dos fotógrafas increíbles que consiguen unas imágenes excelentes. Construyen sus máquinas fotografícas a partir de latas metálicas (como las que contienen por ejemplo, el café Illy),  Luego está, el revelado, laboratorio fotográfico, que efectúan, en los baños de los hoteles que habitan sus proyectos. Diferentes urbes del mundo, lugares, que capturan, con tiempos de exposición muy altos (desde 20 segundos como mínimo, hasta horas), congelan la imagen, que finalmente, se nos mostrará bella en soledad, sin afluencia de público ¡En el proceso de exposición, estaba llena! Nos invitan así, a la reflexión…, lugares llenos de gente, que se nos muestran solitarios, sin presencias ajetreadas.

Fotografía. Colectivo Fotográfico Fotolateras. Lola Barcia y Marinela Forcadell

Hybridas, de lo más interesante de la feria, 5 artistas, Irene Cruz, Silvia Lermo, Cristina Savage, Teté Vargas Machuca, Cristina Vela, presentaban sus obras en la habitación 209 del hotel.

Samurai In Love. Cristina Vela

Hubo otras propuesta artísticas en Hybrid Art Fair, que también me interesaron, y aunque me gustaría haberlas incluido en éste artículo, siento no poder dar cabida a todas. Gracias a todos los artistas y colectivos, que participaron en la feria, y especialmente a tod@s las que hacéis posible, que esta propuesta expositiva tan interesante sea posible.

Hybrid Art Fair. Tercera edición ¡La tercera, también me gustó!

Hybrid Art Fair. Hybrid. Feria de arte. Arte híbrido. Arte. Art. Art fair. Madrid