Entradas

, ,

Honoré de Balzac. El reverso de la historia contemporánea

 

Honoré de Balzac. Tours 20 de mayo de 1799, Paris, 18 de agosto de 1850. Escritor. Novelista

Un campesino, -se trata de su padre-, de Tarn, (Francia); se desplaza a París en busca de un mejor futuro para su familia. Acabaría finalmente en el funcionariado, luego como intendente del ejército, e hizo fortuna. Se relacionó entonces, con gente poderosa, y casó, con una joven rica de 18 años, él tenía más de 50. Hija de un banquero, ėl, trabajó en el banco, mas pronto acepto el cargo de comisario de subsistencias del ejército, en Tours, donde nace nuestro protagonista. Posteriormente ofició,  como administrador del Hospicio de Tours. Tuvo Balzac, un hermano menor, y dos hermanas, el primogénito, (pues, él era el segundo), falleció al mes de su nacimiento.

Rigidez y frialdad. Ignorado, medio abandonado por sus padres, el sufrimiento se instaló en su vida, como esas impregnantes y babosas sensaciones, humores, que se pegan al alma. Se convirtió así, en un extraño. En un oscuro internado, y apenas con dinero (que los demás compañeros, si manejaban), lloró por comparición, el que se convertiría, en un sabio dañado, como tampoco estudiaba, fue duramente reprendido, y castigado.

En la treintena, al fin, ya bachiller en leyes, trabajando en una notaria, conoce a fondo la economía, y los manejos y apariencia, de la clase alta, en la sociedad parisina. Cansado de resistirse a su vocación, felizmente, lo abandona todo por la literatura. Balzac, enseguida alcanzó la fama con, “Los Chuanes” (Novela histórica). Ganó, gastó, y perdió, mucho dinero. Invierte en el incierto mundo editorial, y vive endeudado. Voraz animal nocturno de costumbres digamos que disipadas?, el negro café, y otras sustancias no menos valoradas, cataron sus ávidos sentidos, en las frías y oscuras rues parisinas. No visitaba el escritor, la mañana con morfeo como aliado. Gastador fue, y estajanovista literato, también. Viento frio, religión, supremo conocimiento, fe, conspiración, misterio, conjura, secreto, dinero por poder, mujer, abismo, sociedad, Paris, todo, y mucho más.

El reverso de la historia contemporánea. (1846), fue la postrera y definitiva, obra cumbre de un escritor, muy sabio y excelso.

El reverso de la historia contemporánea. (1846). Fragmento

La soledad tiene encantos comparables a los de la vida salvaje, que ningún europeo abandonó después de haberlos experimentado. Esto puede resultar extraño en una época en la que cada uno vive de tal manera para los demás que todos viven inquietos por lo que el otro dice, una época en la que la vida privada pronto dejará de existir, en la que los ojos del diario, Argos moderno, avanzan en atrevimiento, en avidez; sin embargo esta proposición se apoya en la autoridad de los seis primeros siglos del cristianismo, durante los cuales ningún solitario volvió a la vida social. Hay pocas llagas morales que la soledad no cure. Así, en principio fue embargado por una calma profunda y por el silencio absoluto de su nueva morada, exactamente como el viajero fatigado que descansa tomando un baño.

Y al día siguiente de su entrada como pensionista en la casa de la señora Chanterie, se vio obligado a reflexionar sobre su situación, ya que se encontraba separado de todo, incluso de Paris, aunque estuviese aún a la sombra de la catedral. Sin el arma de todas las vanidades sociales, sólo iba a tener como testigos de sus actos a su conciencia y a los comensales de la señora de la Chanterie. Era dejar el gran camino del mundo y entrar en una senda desconocida; pero, ¿adonde lo llevaría esta senda?, ¿a que ocupación iba a consagrarse?

Honoré de Balzac

Honoré de Balzac. El reverso de la historia contemporánea

Literatura. Honoré de Balzac. Balzac. Escritores. Novelistas. Novela. El reverso de la historia contemporánea. París